La pieza de queso ganadora del Certamen del Queso de Cabrales 2018 ha sido certificada por Guinnes World Records como el queso más caro del mundo. Por poco más de dos kilos se han pagado 14.300 euros en una subasta.

Es una pieza de la quesería Valfríu, que se quedó el restaurante donde se realizó el concurso, Llagar de Colloto (Oviedo) en el que participaron 15 establecimientos de Asturias, Madrid, Mallorca, Granada y Toledo.