147

Publicidad

Coronavirus

Las residencias de mayores reducen a la mitad los brotes de coronavirus en 15 días gracias a la vacunación

La vacunación contra el coronavirus empieza a dar sus frutos: los brotes en residencias de mayores se han reducido a la mitad en los últimos 15 días. Es el ámbito en el que mayor descenso se ha producido.

Un año después de la primera muerte por coronavirus, España consolida el retroceso de los contagios y tiene ya a un millón de personas inmunizadas con las dos dosis de la vacuna, aunque se enfrenta al reto de no precipitarse en la desescalada para no caer en una cuarta ola.

Este viernes, la incidencia acumulada del coronavirus se ha situado ya por debajo de los 500 casos por 100.000 habitantes en 14 días y la presión hospitalaria también ha mejorado, aunque casi el 40% de las camas de UCI siguen ocupadas por enfermos de covid.

Este descenso también se ha notado en las residencias, donde han disminuido los brotes de coronavirus un 38%. La primera semana de febrero se han notificado 89 brotes, con 1.257 nuevos contagios.

Son 56 menos que los últimos días de enero. Pero también hay otros factores que están influyendo para que esta tercera ola no se haya cebado tanto con las residencias. Las restricciones impuestas y el número de usuarios que ya han pasado la enfermedad.

En Extremadura, Navarra, Cataluña, Andalucía y Baleares ya se empiezan a relajar la restricciones y las residencias, con mucha prudencia, comienzan a retomar cierta normalidad.

Con una situación entre comunidades autónomas desigual, España se enfrenta al reto de que las autónomas no se dirijan hacia una cuarta ola si desescalan excesivamente rápido y mal, tal y como advertía ayer el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón.

Desde hace días, la ministra de Sanidad, Carolina Darias, avisa de la necesidad de mantener las restricciones para bajar, como mínimo, a los 50 casos de incidencia acumulada.

Lo cierto es que la mayoría de las comunidades, a excepción de Extremadura y Castilla-La Mancha, las mantienen, mientras Canarias ha establecido medidas extraordinarias por el carnaval.

Publicidad