Los padres de Gabriel Cruz han pedido expresamente no ver a Ana Julia Quezada en la sala donde declaran este martes. Lo harán a puerta cerrada y separados por un biombo de la mujer que acabó con la vida de su hijo.

Ana Julia ha reconocido durante su declaración en el juicio con jurado que se sigue en la Audiencia de Almería que "dio muerte" al menor Gabriel Cruz cuando ambos se encontraban en la finca de Rodalquilar el 27 de febrero de 2018, aunque ha insistido en que lo asfixió por "accidente", tras taparle la boca y la nariz con una mano.

Ha añadido que no se vio capaz de confesar los hechos por lo que, tras 12 días de búsqueda, desenterró el cuerpo que había ocultado y lo llevó a su casa de Vícar, donde tenía la intención de "quitarse la vida".