Publicidad

Controles de velocidad

Radares de tráfico que dan las gracias por cumplir las normas

El Ayuntamiento de Santiago de Compostela ha instalado siete radares que controlan la velocidad de los vehículos, no les multan y les agradecen que cumplan con la ley.

No solo se cumple si se sanciona, o al menos no en Santiago. En la capital gallega han puesto en marcha un sistema de radares informativos que agradece a los conductores cuando cumplen la norma y les alerta de que rebasan la velocidad si así lo hacen. “Hemos comprobado, gracias a esto, que el 85% de los conductores que circulan por la ciudad, lo hace bien”, explica Gonzalo Muiños, encargado de la concejalía de Movilidad de Santiago de Compostela.

Se han instalado en zonas estratégicas en donde se registraban más accidentes, lugares cercanos a centros escolares o accesos a la ciudad en los que se superaba, reiteradamente, la velocidad. “No solo han disminuido la velocidad, si no que nos hemos dado cuenta de que sin multar el ciudadano también cumple”, añade el concejal.

Así funcicona el radar

Un rótulo en rojo alerta a un conductor de que ha rebasado el límite, automáticamente se dibuja en la pantalla un símbolo de precaución y un transeúnte nos informa “hay muchos, aún así, que no cumplen porque saben que no se multa, pero sí es cierto que esta carretera es ahora más segura”.

No siempre las multas son el camino y es por lo que apuestan desde el consistorio compostelano en donde aseguran que colocarán más por toda la ciudad en vista del éxito que han tenido estos siete primeros. Además, funcionan por medio de placas solares y pequeños sistemas que los hacen fácilmente transportables en caso de que se quiera modificar su ubicación.

Publicidad