Agresión sexual

Piden 20 años de cárcel para el expolítico del PP Rodrigo Santos por agredir sexualmente a dos presos

Santos les amenazaba con retirarles el aval por parte de la Fundación, imprescindible para poder disfrutar de los permisos penitenciarios.

Muere un preso en Soto del Real por una paliza de otro recluso

Publicidad

Rodrigo de Santos, exdirigente del PP en Baleares, será juzgado la próxima semana por agredir sexualmente a dos reclusos mientras disfrutaban de permisos en casas de acogida de la ONG Horizontes Abiertos-Padre Garralda.

La Fiscalía Provincial de Madrid solicita esta pena por abusar sexualmente de dos reclusos a los que había conseguido alojamiento para que disfrutaran de sus permisos carcelarios y a quienes amenazó con retirarles el aval necesario para salir unos días del centro penitenciario donde cumplían condena si no satisfacían sus instintos carnales.

Santos fue contratado en 'Horizontes Abiertos' en 2015, poco después de salir en tercer grado. Había pasado cinco años en la cárcel por abusar de dos menores, amigos de sus hijos, y por gastarse 50.000 euros del Ayuntamiento de Palma en cocaína y prostitución masculina.

secuelas psicológicas

Según la Fiscalía, entre los meses de febrero y julio de 2017, la primera de las víctimas residió durante los permisos penitenciarios por encontrarse en el segundo y tercer grado penitenciario, en las casas 'Javier I' y 'Javier II' sitas en Madrid. Durante este periodo de tiempo el procesado, "prevaliéndose de su condición de coordinador del programa 'Javier–Vida en libertad' y bajo la amenaza de retirarle el aval por parte de la Fundación, imprescindible para poder disfrutar de los permisos penitenciarios", obligó hasta en siete ocasiones a primero de los hombres a mantener relaciones sexuales no consentidas tal y como subraya el representante del Ministerio Público. Las relaciones se desarrollaron siempre en el despacho que el procesado tenía en la casa 'Javier I', durante las noches en las que el interno pernoctaba en la vivienda durante los permisos penitenciarios.

La segunda de las víctimas comenzó a disfrutar de permisos penitenciarios en 2015 y se alojó en la casa 'Javier I' tras adherirse al ‘Programa Javier’ de la Fundación 'Padre Garralda-Horizontes abiertos'. Durante su estancia, el acusado "no dejaba de realizarle insinuaciones de carácter sexual, manifestándole que si accedía a las mismas, le ayudaría con su hijo y con sus problemas de extranjería". También le envió varios Whatsapp donde le decía: "la verdad es que me encantaría que fueras mío", "si fueras bisexual como yo tendrías un 100%".

La Fiscalía pide 20 años de cárcel para De Santos, 15 por un delito de agresión sexual continuada a uno de los reclusos y otros cinco por otra agresión sexual a un segundo. Una de las acusaciones particulares eleva su petición a 94 años de cárcel.

El representante del Ministerio Público reclama para una de las víctimas una indemnización de 30.000 euros y de otro delito de agresión sexual y 6.000 euros para el otro recluso “en concepto de secuelas psicológicas derivadas de la agresión sexual.

Publicidad