Lidl

Nueva alerta alimentaria: Lidl pide a sus clientes no consumir este producto

Según ha indicado en un comunicado la cadena de supermercados, podría "contener partículas metálicas", por lo que ha pedido no consumirlo ante el posible "riesgo de lesiones".

Imagen de archivo de Lidl

Imagen de archivo de Lidl Getty

Publicidad

La cadena de supermercados Lidl ha anunciado la retirada inmediata de uno de sus productos de todos sus supermercados tras la advertencia del fabricante. Se trata de un paquete de almendras fritas con miel, marca Alesto, que, al parecer, podría contener partículas metálicas.

"El producto puede contener partículas metálicas, por lo que se pide que no lo consuman debido al posible riesgo de lesiones durante el consumo", explica en un comunicado oficial la empresa, donde explica a sus clientes que podrán devolverlo en cualquier supermercado, donde le será reembolsado el precio de compra.

"En caso de haber adquirido el producto en nuestros supermercados, puede devolverlo en cualquier tienda de Lidl donde se le reembolsará el precio de compra, incluso sin presentar el ticket de compra", subraya.

¿A qué lotes afecta esta alerta alimentaria?

Tal y como indica Borges, los lotes de este artículo de Lidl que podrían estar afectados son solo los siguientes:

  • Lote: 1113836, Cad: 02/03/2023
  • Lote: 1114171, Cad: 06/04/2023
  • Lote: 1114532, Cad: 22/05/2023
  • Lote: 1114668, Cad: 02/06/2023

Asimismo, la empresa explica que "ningún otro producto de la marca Alesto distribuido por Lidl se encuentra afectado por esta alerta".

Posible Salmonella en un lote de gelatina neutra

Esta semana también hemos conocido la alerta, a través de las redes sociales de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN), de la posible presencia de Salmonella en un lote de gelatina neutra de la marca Hacendado. Concretamente, según explica la AESAN, es el A11054/01 con fecha de consumo preferente del 27/04/2027.

Nada más conocer la noticia, la cadena de supermercados informaba de la retirada del producto y aseguraba no tener constancia de ningún caso de salmonelosis o de "ningún caso de afectados" tras el consumo de la gelatina.

No obstante, a modo de precaución, Mercadona pedía a los clientes que hubiesen adquirido el producto revisar si pertenecía al lote afectado. En caso afirmativo, explicaban: podría devolverse en cualquiera de los establecimientos a cambio del importe exacto.

Publicidad