76.010500

Publicidad

Narcotráfico

Así se enfrenta la Policía Nacional y la Guardia Civil a las bandas de narcotraficantes

La Policía Nacional y la Guardia Civil se enfrentan con constancia a la violencia de las bandas de narcotraficantes, que actúan principalmente en el Campo de Gibraltar.

Este sábado, un agente de policía ha perdido un brazo y parte de una pierna tras ser embestido en una intervención antidrogas en Algeciras. Un vehículo que acababa de cargar un alijo de hachís ha embestido al coche de policía, provocando heridas de gravedad en el agente.

No se trata de una situación aislada, sino de la lucha que los agentes libran contras las bandas dedicadas al narcotráfico, sobre todo en el Campo de Gibraltar.

Las detenciones de los narcotraficantes cuentan con un amplio dispositivo policial. Desde hace tiempo, los narcos disparan y se enfrentan a las fuerzas de seguridad y son sumamente agresivos en sus huidas por tierra y por mar.

Incluso no tienen miedo en entrar un este hospital en La Línea para liberar a un narcotraficante. Una veintena de sicarios armados y de forma estudiada entraron en las instalaciones para liberar a uno de sus líderes hace dos años, que era custodiado por la policía.

Se trataba de Samuel Crespo, uno de los lugartenientes del clan hasta ahora más famosos del Campo de Gibraltar: el de los Castaña. Dos hermanos que tienen un largo historial de entradas y salidas a la cárcel y se cree que controlan el 70% del hachís en España.

Pero además de su violencia, los narcos del sur cuentan con muchos apoyos. La policía tuvo que disparar al aire para dispersas a 50 personas que trataban de liberar a 12 detenidos en el Palacio de Justicia de Ronda, en Málaga. Los juzgados tuvieron que ser tomados por las fuerzas de seguridad durante toda la noche, ante una posible invasión.

Publicidad