SEMANA EUROPEA DE LA MOVILIDAD

SEMANA EUROPEA DE LA MOVILIDAD

Un mundo sólo para peatones y bicicletas, y sin coches

Más de 300 ciudades españolas han celebrado el Día sin Coche invitando a caminar o montar en bicicleta y a emplear el transporte público, además de restringir el acceso del tráfico privado a determinados tramos urbanos. En Madrid, la Gran Vía ha vivido unas horas sin coches, una situación inusual que han aprovechado peatones y ciclistas para tomar la calle.

Cataluña, Andalucía, el País Vasco, Comunidad Valenciana, Madrid y Castilla y León han sido las autonomías con mayor nivel de participación en el Día Europeo sin Coches, según el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, quien ha destacado que España mantiene el segundo puesto en cuanto a países europeos con mayor participación en esta iniciativa y el primero en número de iniciativas permanentes de transformación de la ciudad: 1.956 medidas durante el último año.

Paradójicamente, los cortes de tráfico han organizado atascos en grandes ciudades como Madrid, donde además en los últimos meses han proliferado las críticas populares hacia la gestión del transporte público por el incremento de los tiempos de paso entre los sucesivos convoyes de metro. Lo cierto es que muchos de los madrileños que caminaban este martes por las aceras de la Gran Vía desconocían el motivo de su cierre a los coches por cuatro horas, que pasaron casi sin pena ni gloria, con pocos ciclistas y peatones, salvo cuando una marea de escolares en bici entraron en la avenida con la alcaldesa Manuela Carmena al frente.

Esta arteria, por la que circulan diariamente 50.000 vehículos de media, presentaba una imagen inusual, casi desierta, solo rota por el colorido y el bullicio de la 'bicicletada' de escolares, con sus cascos y chalecos reflectantes. Estos niños han sido precisamente quienes mejor se lo pasaron, se les notaba la alegría en la cara pese a que llevaban circulando más de una hora desde que salieron de sus colegios rumbo a Cibeles y desde allí a la Gran Vía: "Ha sido genial", comentaba un grupo de alumnos de primero de la ESO del Colegio Ágora.

"Si era el Día sin Coches, podían dar el transporte gratis", ha dicho una transeúnte, que había llevado el coche y tuvo que dar "mil vueltas" para entrar en uno de los aparcamientos de la zona. Esta reivindicación no se ha escuchado en ciudades como Salamanca, donde no se ha cobrado este martes por subir al autobús. Las limitaciones para el vehículo privado también se han hecho patentes en otras capitales castellanoleonesas como Valladolid, Segovia, León o Palencia, también con autobuses gratis y fomento de la bicicleta y la intención de disminuir la contaminación y el ruido. La apuesta más fuerte ha sido la de Valladolid al cerrar al tráfico privado más de un millón de metros cuadrados en el centro de la ciudad entre las 11.00 y las 22.00 horas con autobuses urbanos y aparcamientos disuasorios gratis como aliciente.

En Valencia, el tráfico ha sido cerrado en la plaza del Ayuntamiento y en el centro de algunos de sus barrios, donde los vehículos dejaban paso a exposiciones y actividades infantiles, en una jornada donde también autobuses municipales y Metro han sido gratuitos.

En Cantabria, los principales municipios se han sumado también ofreciendo transporte gratuito en los autobuses municipales para los vecinos de Santander y Camargo, mientras que en Torrelavega no se cobró el billete durante el pasado fin de semana. El Ayuntamiento santanderino ha puesto en marcha además una experiencia piloto en un colegio de Tanos, Torrelavega, para que los escolares acudan andando o en bicicleta, sin necesidad de que sus padres les transporten en coche.

En Bilbao, no se ha cerrado ninguna calle al tráfico pero se ha entregado el premio Paseante a la asociación Gorabide, que trabaja con personas con discapacidad intelectual, además de otros reconocimientos de redacción y dibujo a escolares de diversos colegios. En San Sebastián, tampoco se ha impedido oficialmente la circulación de vehículos privados pero de hecho se ha visto afectada por la marcha en bicicleta impulsada por el Ayuntamiento en la que han participado unos 800 alumnos y más de 70 profesores de varios institutos.

Algunas ciudades han preferido centrar sus actividades de la SEMS el pasado fin de semana, como Málaga, donde el domingo se organizó el Día de la Bicicleta y la entrega de premios de un concurso sobre movilidad sostenible que incluía como premio unas bicicletas plegables. Otras, han preferido retrasarlas al próximo mes, como Barcelona, donde se prevé una bicicletada el 11 de octubre, varios cortes de tráfico en los diez distritos y el centro entre las 10:00 y las 20:00 horas del día 17 y una "carrera" comparativa de transporte urbano el 19.

Aunque la mayoría de la gente coincidía en la necesidad de reducir la contaminación, muchos discrepaban sobre cómo hacerlo, ya que "cortar un día un tramo de una calle no sirve de nada", decía una señora, "causa más incordio que otra cosa". Otro transeúnte, padre de dos niños, ha defendido la medida: "Este tipo de iniciativas, aunque sean simbólicas, sirven para ir cambiando la mentalidad de la gente poco a poco", ha dicho.

EFE | Madrid | 22/09/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.