Publicidad

María Ángeles Rosado es una agricultora de La Alcarria que se ha hecho viral desde su tractor. Ella reivindica la vida rural, pero también la falta de servicios básicos en su día a día. Vive en un pueblo que apenas reúne a 50 vecinos.

A través de Twitter ha dado valor a su labor como agricultora y madre. También ha hecho visible las dificultades a las que se enfrentan en el mundo rural. La falta de salidas profesionales o de pediatras son un ejemplo para que mucha gente no se decida por la vida en el campo.

En este tipo de pueblos con pocos habitantes no hay escuelas y los bares tiene un horario específico. Lo mismo ocurre con la comida, según el día de la semana se surten de carne, pescados, etc. y en la farmacia venden también algunos productos de higiene.

Las dificultades son muchas pero mujeres como Maria Ángeles han aprendido a afrontarlas con esfuerzo.

María Ángeles Rosado es una agricultora de La Alcarria que se ha hecho viral desde su tractor. Ella reivindica la vida rural, pero también la falta de servicios básicos en su día a día. Vive en un pueblo que apenas reúne a 50 vecinos.

A través de Twitter ha dado valor a su labor como agricultora y madre. También ha hecho visible las dificultades a las que se enfrentan en el mundo rural. La falta de salidas profesionales o de pediatras son un ejemplo para que mucha gente no se decida por la vida en el campo.

En este tipo de pueblos con pocos habitantes no hay escuelas y los bares tiene un horario específico. Lo mismo ocurre con la comida, según el día de la semana se surten de carne, pescados, etc. y en la farmacia venden también algunos productos de higiene.

Las dificultades son muchas pero mujeres como Maria Ángeles han aprendido a afrontarlas con esfuerzo.

Publicidad