12

Publicidad

Incendio Sevilla

Una anciana muere en el incendio de una residencia de Sevilla, en el que cinco personas han resultado heridas graves

Una mujer de unos 80 años ha fallecido y cinco personas más han resultado heridas graves en el incendio de una residencia de ancianos de Sevilla. Se descarta un cortocircuito como el origen del incendio.

En resumen
  • Se descarta un cortocircuito como origen del incendio
  • El jueves se inspeccionará el edificio para determinar las causas

Una anciana ha muerto y cinco personas más han resultado heridas de carácter grave tras un incendio registrado la noche del martes en la residencia de ancianos Adorea, ubicada en la barriada de San Pablo, en Sevilla.

En torno a las 22,30 horas, el servicio de emergencias 112 ha recibido más de una docena de llamadas que daban aviso del incendio en la residencia. Es un centro privado que dispone de 108 apartamentos repartidos en cuatro plantas, aunque no estaban todos ocupados.

En el momento de iniciarse el incendio, había en su interior cerca de 72 personas, de las cuales una mujer octogenaria ha fallecido y otras cinco personas más han resultado heridas graves y han precisado traslado hospitalario.

El resto de residentes que han resultado heridas, menos graves o ilesas, han sido trasladadas al Palacio de los Deportes ubicado en la Avenida Kansas City tras haber sido desalojadas completamente las instalaciones de la residencia. Nueve autobuses los han trasladado debido a las bajas temperaturas.

Un total de 21 ancianos han sido hospitalizados y el resto han sido realojados en otras residencias y enviados con sus familiares, según ha informado Emergencias Sevilla.

Se descarta un cortocircuito como origen

El fuego se ha originado en una habitación de la segunda planta del inmueble. Los bomberos han indicado que localizan el incendio en un pequeño cuarto. Esto ha provocado que en las plantas superiores, especialmente en la tercera, se convirtieran en un problema para evacuarlas y para acceder a ellas.

Había personas atrapadas en el interior, por lo que ha sido necesaria la intervención de varias dotaciones de bomberos y de servicios de emergencias, que han desplegado un operativo en las inmediaciones. En total han sido más de 160 efectivos movilizados.

Se ha descartado un cortocircuito como el origen del incendio, aunque se trata de una impresión preliminar. Se está a la espera de que el jueves se desarrolle una inspección en profundidad.

Los propios vecinos de la zona han colaborado en los trabajos de desalojo llevando mantas de sus propias viviendas y auxiliando a los desalojados. Los taxis también contribuyeron en la ayuda, trasladando rápidamente a aquellos que lo necesitaban.

Publicidad