Javier Escobar fallece a los 67 años

Publicidad

Moda

Muere Javier Escobar, relaciones públicas de la moda, a los 66 años

Javier Escobar, uno de los primeros profesionales de la moda española, falleció el pasado martes en su piso de Barcelona a los 66 años. Tras décadas metido en la espiral del mundo de las drogas, fue un ataque al corazón lo que provocó su muerte.

Javier Escobar, uno de los primeros profesionales españoles en el mundo de la moda, ha fallecido a causa de un ataque cardíaco en su domicilio de Barcelona a los 66 años. Desde hace años, sus personas más allegadas mostraron su preocupación ante su situación personal, ya que su alterado ritmo de vida le llevó a consumir determinados tipos de droga.

Este martes, el conserje de su edificio, extrañado de no verle salir de casa desde hacía tiempo, fue a tocar a su puerta. Al no obtener respuesta, se puso en contacto con los Mossos de Escuadra, que entraron en el domicilio y lo hallaron muerto.

¿Quién fue Javier Escobar?

Javier Escobar, desconocido para muchos, fue uno de los primeros profesionales de la moda en España. Su vida cambió cuando conoció a Giorgio Armani en 1979, convirtiéndose en el primer modelo español del diseñador italiano y uno de los más cotizados en esa época, desfilando por las pasarelas de Milán, París y Nueva York.

Sin embargo, Escobar se cansó pronto de esa vida y decidió dejar atrás la profesión de modelo para pasar a la de relaciones públicas. Así, volvió a Barcelona para crear 'Estudio Buque', la primera agencia española de relaciones públicas y comunicación vinculada a la moda, junto a su compañero de pasarelas Egidio Ghezzi.

El éxito del gabinete se traduce en su historial: logró que la Reina Sofía presidiera uno de sus desfiles; Karl Lagerfeld, icono de la moda, fue uno de sus contactos principales; participó en la puesta en escena de la ceremonia de inauguración de las Olimpiadas de Barcelona; y organizaba eventos para una larga lista de marcas importantes, como Chanel o Bulgari.

Ante tan alterado ritmo de vida, Escobar decidió evaporar la empresa a mediados de los 90. Extasiado, Javier acabó metido en el mundo de las drogas. Tras varias advertencias físicas, Escalona ingresó en Proyecto Hombre en Mallorca en reiteradas ocasiones para desengancharse, pero lo lo consiguió.

Publicidad