Volcán La Palma

Miles de turistas atrapados en La Palma por el cierre del aeropuerto a causa de la nube de ceniza del volcán

Actualmente hay unos 10.000 turistas en La Palma, que han viajado a la isla para presenciar de primera mano la erupción del volcán Cumbre Vieja. Muchos han visto cómo este martes se suspendía su vuelo de regreso.

Publicidad

La nube de ceniza del volcán Cumbre Vieja de La Palma, que en los últimas días ha aumentado su actividad, ha provocado que el aeropuerto de la isla interrumpa su actividad y suspenda todos los vuelos previstos para este martes, lo que ha provocado que miles de turistas se queden sin viaje se regreso.

Mientras las máquinas se afanan en retirar la ceniza de la pista de aterrizaje, los viajeros afectados se toman la suspensión de los vuelos con filosofía. La mayoría sabía a la que se exponía viajando a la isla de La Palma este puente.

De hecho, aprovechando el día festivo del 1 de noviembre, que este año ha caído en lunes, unas 10.000 personas han viajado a la isla para vivir en primera persona la erupción del Cumbre Vieja.

Empeora la calidad del aire

Y es que el volcán de La Palma ha incrementado en las últimas horas la emisión de ceniza, que afecta sobre todo a la zona oeste y noroeste de la isla con especial intensidad en Los Llanos de Aridane, mientras crece el aporte de lava, especialmente en la colada situada más al sur.

La alta concentración de ceniza registrada durante las pasadas 24 horas ha llevado al Gobierno de Canarias a suspender las clases presenciales en los colegios de cinco municipios de La Palma -El Paso, Los Llanos de Aridane, Tazacorte, Tijarafe y Puntagorda- hasta que las condiciones mejoren.

Crece el aporte de lava

Los últimos datos del Departamento de Seguridad Nacional (DSN) de las ocho de la mañana de hoy martes, hora peninsular, indican que, además de la ceniza, también se ha incrementado significativamente el aporte de lava desde los centros de emisión del volcán, especialmente en la colada situada más al sur que es la que ha registrado el mayor movimiento.

La gran cantidad de lava en este punto ha generado una nueva colada que, según el DSN, discurre a unos 200 metros de la carretera que se dirige hacia Puerto Naos y que resulta esencial para las labores de riego, los trabajos de las desaladoras, así como para el traslado de maquinaria en el municipio.

Publicidad