147.007833

Publicidad

Ley Celaá

La ley Celaá de educación impide que los colegios concertados sean financiados por asociaciones o familias

Es una de las reformas en materia de educación que incluye la nueva ley Celaá y que se ha convertido en motivo de protesta en varios puntos de España. Consideran que estas nuevas medidas perjudican a los centros concertados y benefician a la educación pública.

La nueva Ley Celaá trae consigo nuevas reformas en materia educación, pero algunas han sido mejor recibidas que otras. Los hay que no están conformes con las nueva ley anunciada por la ministra de educación y por ello, miles de coches han colapsado las calles de varias ciudades de España como protesta.

Una de las reformas más polémicas consiste en la eliminación del castellano como lengua vehicular. Las comunidades deben garantizar el derecho a que los alumnos reciban educación tanto en castellano como en su lengua cooficial. Además, los centros que reciban fondos públicos no podrán separar a los alumnos por sexo.

Repetir curso será algo excepcional. Los estudiantes podrán pasar al siguiente nivel aunque hayan suspendido alguna materia, siempre bajo evaluación de los docentes. En cuanto a la educación especial, en un plazo de 10 años, los colegios deberán estar preparados para atender alumnos con alguna discapacidad

Los centros concertados no podrán recibir financiación a través de fundaciones o familias. Este uno de los motivos que han generado las protestas en distintos lugares del país.

Según un estudio hecho con 100.000 familias este curso, el 50% eligió colegios concertados para sus hijos. El resto se repartió entre entre centros públicos y privados. Los centros concertados se sienten en una clara desventaja con esta nueva ley Celaá de educación.

Publicidad