Lanzan una campaña para acabar con los caballos de calesas: "Turista sálvame, acaba con mi sufrimiento"

Publicidad

Caballos de calesas

Lanzan una campaña para acabar con los caballos de calesas: "Turista sálvame, acaba con mi sufrimiento"

El partido mallorquín Progreso en Verde ha iniciado la campaña 'Turista sálvame, acaba con mi sufrimiento' para poner fin a los caballos de las calesas: "Son obligados a realizar un gran esfuerzo físico, con más pasajeros de lo permitido"

En resumen

  • Proponen sustituir los caballos por vehículos eléctricos

Los caballos de calesas son unos vehículos muy utilizados para dar un paseo a turistas por una ciudad determinada montados en un carruaje tirado por varios caballos. Sevilla es una de las ciudades de España en el que más frecuentan los caballos de calesas.

El partido mallorquín Progreso en Verde ha iniciado a nivel nacional la campaña 'Turista sálvame, acaba con mi sufrimiento' para poner fin a la explotación de los caballos de las calesas turísticas, que se ven forzados, dice, a trabajar bajo altas temperaturas hasta el desfallecimiento.

Con este lema, el partido ecoanimalista ha lanzado esta campaña dirigida a los turistas que pretende "acabar con la explotación de los caballos de las calesas y que estos sean sustituidos por vehículos eléctricos", según informa este jueves en un comunicado. "Recogida de firmas, escritos a los ayuntamientos, acciones vía judicial y concentraciones marcarán la hoja de ruta para conseguir el objetivo de liberar a los caballos de su cruel explotación", explica.

La campaña pretende "concienciar a los turistas de la explotación que sufren los caballos de las calesas", obligados, afirma, "a realizar un gran esfuerzo físico, con más pasajeros de lo permitido, caballos esqueléticos, sedientos y desfalleciendo" con temperaturas veraniegas que pueden superar los 40 grados. "Es la realidad del día a día de los caballos de los carruajes turísticos", afirma Progreso en Verde, y añade que sus propietarios incumplen "leyes, ordenanzas y reglamentos" ante "una pasividad vergonzosa por parte de las instituciones". Esta práctica, opina, "no tiene cabida en un país civilizado y moderno".

El partido afirma que ya ha conseguido el apoyo de una veintena de organizaciones y colectivos en defensa de los animales que apoyan la campaña contra la explotación de estos caballos: "Se te parte el alma ver a los caballos horas y horas al sol, agotados, sedientos y con apenas fuerzas para mantenerse en pie. Incluso cuando alguno de ellos desfallece por un golpe de calor, solo recibe golpes para que se levante", asegura el presidente del partido, Guillermo Amengual.

Publicidad