164.010500

Publicidad

Incendio

La Xunta ve indicios de intencionalidad en los incendios que han quemado 7.000 hectáreas en toda Galicia

En estos momentos hay once focos activos en Galicia, diez se encuentran en la provincia de Ourense. La Xunta ha desactivado la situación 2 en los focos de Cualedro y Rairiz de Veiga. Los incendios han calcinado 7.000 hectáreas contabilizando los 15 focos que han estado activos en Galicia.

En resumen

  • La Xunta cree que los incendios pueden haber sido provocados

Galicia vive con preocupación los incendios que afectan la comunidad autónoma y especialmente a la provincia de Ourense, en la que se encuentran en estos momentos diez de los once incendios activos de toda Galicia.

El fuego que más preocupa es el de Cualedro, que afecta a unas 800 hectáreas y donde, desde el pasado domingo, ha permanecido activada la situación 2 de emergencia por la cercanía del fuego al núcleo de Carzoá, lo que obligó a solicitar el apoyo de la UME.

Sin embargo, la Xunta ha desactivado ese nivel de alerta por lo que ya no hay ningún foco en situación 2 de emergencia.

En total, la superficie quemada por los incendios supera las 7.000 hectáreas contabilizando los 15 incendios que han llegado a producirse en Galicia. La evolución está siendo favorable en las últimas horas, en las que la Xunta de Galicia ha denunciado la intencionalidad de la mayoría de los focos porque se han provocado practicamente al mismo tiempo. Además, tres de ellos comenzaron durante la noche.

El segundo incendio más importante, que mantuvo a los vecinos en vilo fue el registrado en el núcleo de Guillamil, es el de Rairiz de Veiga. En estos momentos, continúa activo, supera las 260 hectáreas y, también, se ha desactivado la situación 2.

Ademas de estos focos, siguen activos los incendios ubicados en Vilariño de Conso- Sabuguido (2.000 hectáreas), Laza-Camba (60 ha), A Gudiña- Pentes (150 ha), Vilar de Barrio- Rebordechau (700 ha), Lobios-Río Caldo (2.000 ha dentro del Parque Natural del Xurés), Chandrexa de Queixa-Queja (400 ha), Manzaneda-Cercenado (100 ha) y Vilardevós-Vilar de Cervo (80 ha) en la provincia de Ourense. En Lugo, se ubica el undécimo foco activo en Ribas de Sil-Peines, que afecta a más de 20 hectáreas.

Además, el incendio que afecta a Maceda ha sido estabilizado, controlado el de Cuntis y extinguido el foco de Quiroga.

La lluvia, la esperanza contra el fuego

Aemet ha activado, a partir de las 16:00, el aviso amarillo por tormentas y lluvias intensas en las provincias de Ourense y Lugo, donde se podrían recoger 15 litros por metro cuadrado en una hora. Las temperaturas sufrirán un notable descenso. Las máximas rozarán los 30 grados en Ourense

Publicidad