104.893333

Publicidad

España despoblada

La energía eólica reactiva la economía Maranchón, uno de los pueblos de la España despoblada

Diez molinos de viento han bastado para reactivar la economía de Maranchón un pequeño pueblo de Guadalajara con sólo 200 habitantes.

El viento es una riqueza que puede dar un impulso a la España despoblada. Por lo menos, así Lo hemos comprobado en un pueblo de poco más de 200 habitantes. Allí, en la localidad alcarreña de Maranchón hay un parque eólico con más de 100 molinos. Una instalación que le ha dado una oportunidad a los jóvenes que emigraron a la gran ciudad de poder volver a trabajar en su tierra.

Así es como el sonido de la energía eólica se ha convertido en el alma de este pequeño pueblo de la España despoblada.

En Maranchón hay actualmente 200 habitantes y 100 molinos, es decir, hay un molino por cada dos habitantes del pueblo.

Esther es una de las jóvenes que nació en estas tierras y ha conseguido trabajo en el Complejo eólico. La primera mujer en Europa en lograrlo. "Me gustaría estar abriendo el camino para más mujeres", dice.

A Jorge también el viento le trajo al pueblo de vuelta. "Me tuve que ir a estudiar a Madrid, pero gracias a esto he podido volver", nos cuenta.

Desde que ha llegado la energía eólica el pueblo está muy cambiado. Los beneficios del Complejo eólico también repercuten en la gente y en los negocios de la zona. "Las personas mayores tienen una ayuda a domicilio y una viviendo tutelada", comenta el alcalde.

Y aunque sólo son molinos su presencia ha provocado que este pequeño pueblo pueda volver a brillar. Gracias al parque eólico de Maranchón se genera energía para unas 600.000 personas.

Publicidad