124.010500

Publicidad

Coronavirus

La dificultad de mantener la distancia en el transporte público para evitar contagios de coronavirus

El transporte público ha caído casi un 50% por temor al coronavirus. Aún así, por ejemplo en el mes de julio se registraban 134 millones de viajes.

Viendo las imágenes del metro de Barcelona a primera hora, las 8 de la mañana, en la estación de Sarriá, es muy complicado mantener la distancia de seguridad para evitar contagios de coronavirus.

Evitar contagios en el transporte

Todo el mundo lleva su mascarilla sí pero los roces en algunos casos son algo inevitable. Ese es el día día en el metro y en el autobús de las ciudades que luchan contra el coronavirus.

En la mayoría de las grandes ciudades hay aglomeraciones ahora que ya pasado el verano. Se llenan también los trenes de cercanías y los autobuses urbanos, sobre todo en las horas punta.

Es verdad que el uso del transporte público ha caído casi un 50% por miedo al coronavirus. Aún así, por ejemplo en el mes de julio se registraban 134 millones de viajes en toda España.

Así que en muchos casos es imposible seguir las recomendación afirman los usuarios. "Es que nos dicen de guardar la distancia o evitar las horas de mayor afluencia de viajeros" afirma resignado un ciudadano.

Llega el tren, se abren las puertas y desbandada, "la gente entra y sale por donde quiere" se queja otra usuaria. La hora punta de la mañana es complicada y ahora toca subir la escalera,

Son imágenes de las 8:00 de la mañana en la estación de Sarriá en Barcelona y en el metro de Madrid a primera hora, " es bastante agobiante" nos confiesa otro usuario.

En cada vagón pueden viajar tres personas por metro cuadrado y conviene mantener la distancia de seguridad para evitar el contacto y los contagios de coronavirus. "Deberían controlar el aforo" afirma otra persona.

En el metro de Valencia pasa lo mismo. A penas hay separación, un metro de distancia.

Publicidad