Guardia Civil

Publicidad

Huelva

Un jurado popular declara culpables a los jóvenes que torturaron y ocasionaron 40 lesiones a un anciano en El Campillo

Los jóvenes accedieron a al finca para robar que guardaba la víctima. Estuvieron horas torturándole y terminaron abandonándolo en la puerta de la finca, donde murió instantes después. Los jóvenes eran unos delincuentes habituales de la zona.

En resumen

  • Los acusados eran conocidos debido a su historial delictivo
  • El juicio ha quedado visto para sentencia tras la lectura del veredicto

Los cuatro acusados por el crimen de El Campillo (Huelva) en el que murió de forma violenta un hombre de 78 años en septiembre de 2016 en la finca que guardaba, ubicada en esta localidad onubense, han sido declarados culpables por unanimidad por el tribunal del jurado.

Así, el juicio ha quedado visto para sentencia tras la lectura del veredicto, en el que el jurado ha declarado por unanimidad la culpabilidad de los acusados del delito de asesinato, del delito del robo con fuerza en casa habitada, y del delito de robo con fuerza en establecimiento.

En la sesión judicial, han declarado tres guardias civiles que estuvieron en la investigación de este suceso y los tres han destacado que los acusados eran conocidos debido a su historial delictivo y que fueron varias las líneas de investigación que se pusieron en marcha. Han destacado la declaración de un delincuente común de la zona que dio la pista sobre el grupo de detenidos, así como las imágenes captadas por las cámaras del hospital de Riotinto que recogía a los jóvenes y así pudieron posteriormente identificarlos.

Como han remarcado, tanto J.A.R., D.L.O.P., eran conocidos por "delinquir" juntos y después vender los objetos sustraídos de casas de la zona. Además, los agentes han incidido en que el ADN de ambos estaba en las motosierras robadas de la finca donde estaba el anciano y también localizaron ADN del acusado H.M.S.M. en las instalaciones del ambigú de la piscina municipal.

Cómo sucedieron los hechos

En la sesión también han declarado los médicos forenses que realizaron la autopsia del cuerpo del anciano y han destacado que presentaba hasta 44 lesiones, muchas de ellas en la cara y otras muchas diseminadas por todo el cuerpo, siendo la espalda la zona más dañada y presentando, entre otras lesiones, una fractura craneal.

Han destacado, incluso, que debido a la cantidad de golpes y hematomas pidieron la historia clínica del fallecido para comprobar que la presencia abundante de hematomas pudiera deberse a un problema de coagulación sanguínea y que no fueran tantos los golpes sufridos.

No obstante, se descartó esa posibilidad ya que el hombre, pese a su edad, tenía una buena salud, lo que evidencia la violencia ejercida sobre la víctima. Por ello, han incidido en la reiteración de los golpes y en la contundencia de los mismos, indicando algunas lesiones que esa persona estaba "inmovilizada".

La agonía del hombre duró hasta cerca de las 7.00 horas del día 1 de septiembre de 2016, cuando tras registrar toda la vivienda, los cinco jóvenes, decidieron abandonarla dejando al anciano tirado en la puerta de la casa con un hilo de vida, falleciendo instantes más tarde.

Publicidad