Manuela Chavero

El jurado popular declara culpable a Eugenio Delgado de asesinato y agresión sexual a Manuela Chavero

El jurado asegura que todo lo ocurrido el 5 de julio de 2016 Monasterio, Badajoz, "fue buscado y planeado" por Delgado y que el móvil sexual "es el único que justifica lo ocurrido, descartándose el económico o el sentimental", dicta el veredicto.

Publicidad

Solo un par de minutos antes de la medianoche y tras una deliberación exprés, de siete horas, algo que no suele ser muy habitual en este tipo de casos, el jurado ha declarado culpable de asesinato y agresión sexual a Eugenio Delgado.

Las tres mujeres y seis hombres que han formado el jurado han declarado por unanimidad que los hechos "son constitutivos de un delito de agresión sexual", ya que "no hay otro móvil posible. Todos los demás que pueden llegar a causar una muerte, están descartados".

Un veredicto que concluye, además, que todo lo pasado "fue buscado y planeado". La unanimidad en todas las cuestiones hace suponer un debate casi inexistente en el seno del jurado que no duda en señalar que en el delito "concurren alevosía y ensañamiento porque se asegura de que Manuela no pudiera defenderse y aumentó deliberadamente su dolor con las múltiples fracturas que presenta".

Tanto la fiscalía como el resto de acusaciones han solicitado la máxima pena contemplada en nuestro código penal. "Que se le imponga una pena de prisión permanente revisable".

La abogada de los hermanos de Manuela Chavero, Verónica Guerrero, se ha mostrado esta noche "tremendamente satisfecha" con el veredicto del jurado popular y que haya considerado por unanimidad tanto la agresión sexual como el asesinato.

Por otra parte, el abogado de la defensa, José Antonio Carrasco, señala que el veredicto entra "dentro de lo que cabía esperar" y que estudiarán la sentencia y a partir de ahí decidirán los pasos a seguir.

Desaparecida durante cuatro años

Manuela Chavero tenía 42 años cuando desapareció de su casa de Monesterio en Badajoz. Se la buscó durante cuatro años sin éxito. Durante la investigación se barajaron varios sospechosos pero las pesquitas llevaron a la Guardia Civil hasta Eugenio Delgado, un vecino de 23 años que vivía a menos de 100 metros de la casa de Manuela y que levantó las sospechas de los investigadores al dar diferentes versiones, a lo largo del tiempo, de lo que había hecho esa noche.

El cuerpo sin vida de Manuela Chavero fue encontrado en la finca de Delgado. Llevaba muerta y enterrada allí todo este tiempo.

Los analistas lo califican de "sádico sexual"

En el juicio, en el que han declarado más de una veintena de testigos y unos 60 peritos el jurado ha recordado que "le quitó la ropa a la víctima sin explicación lógica", y que esto "no se hizo para que los animales no sacaran al cadáver de la fosa pues lo envolvió con una sábana y un albornoz", lo que cree que es "una contradicción".

Según los analistas, un comandante y un sargento del equipo de Análisis del comportamiento delictivo de la Policía Judicial de la Guardia Civil, que declararon en el juicio de la Audiencia Provincial de Badajoz, Delgado cumple el perfil de un "sádico sexual" de acuerdo a los testimonios y los mensajes analizados en su móvil. "Creo que es la primera vez que digo que una persona cumple criterios diagnósticos de sadismo sexual", afirman.

Síguenos en nuestro canal de WhatsApp y no te pierdas la última hora y toda la actualidad de antena3noticias.com

Publicidad