EL TESTIMONIO DE UN VECINO, CLAVE EN LA INVESTIGACIÓN

Las incógnitas del asesinato del concejal de IU en Llanes

La Guardia Civil continúa investigando al entorno del concejal de Izquierda Unida asesinado en Llanes (Asturias). La autopsia ha sido determinante: la víctima murió de forma violenta.

Publicidad

El vecino que encontró el cuerpo sin vida del edil asegura que escuchó una discusión a la hora a la que se produjo la muerte. Quienes lo conocían, no piensan que tuviera enemigos que quisieran acabar con su vida. Tres días después, y tras conocerse el resultado de la autopsia, la familia de Javier Ardines ha pedido respeto en estos duros momentos.

El jueves, un vecino localizó el cuerpo del edil. Su furgoneta estaba en marcha a unos 70 metros del cadáver. Delante del vehículo había unas vallas que le bloquearon el paso. Se cree que esas vallas estaban en un descampado abandonado, al lado de las vías del tren. Al parecer pertenecen a una empresa constructora que quebró hace unos años y que el empresario repartió entre varios vecinos del concejo de Llanes. Sus dos hijos y su mujer han declarado este viernes ante la Guardia Civil y también lo han hecho algunos vecinos.

La investigación se centra ahora en su círculo más cercano, teniendo como principal hipótesis que se trata de un crimen premeditado.

Publicidad