Asturias

Indemnizan a la familia de un paciente que murió después de que se dejaran unas gasas dentro en una operación

Más de 700.000 euros para la familia de una paciente que falleció por una infección en una operación. Al paciente le habían dejado unas gasas dentro en una primera operación y tuvieron que volver a operarle, en esa segunda operación, falleció.

Indemnizan a la familia de un paciente que murió después de que se dejaran unas gasas dentro en una operación

Publicidad

El Servicio de Salud del Principado de Asturias (SESPA) va a indemnizar con 700.649 euros a la familia de un paciente de 44 años que fue operado en el Servicio de Cirugía Cardíaca del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA).

El paciente fue sometido a una primera operación para la sustitución valvular aórtica y la corrección de aneurisma de aorta ascendente en la que se contagió de un hongo, donde se quedaron unas gasas dentro, en el tórax. Para extraerlas, tuvo que ser sometido a una segunda intervención, donde falleció.

La viuda del paciente y sus dos hijos, menores de edad, los padres y los hermanos del fallecido, recurrieron por la vía penal y, tras sobreseerse el caso, decidieron acogerse a la vía contencioso-administrativa.

El recurso consideraba que hubo mala praxis ante el retraso y error en el diagnóstico. Además, indica que las gasas que quedaron en el interior favorecieron que sufriera una infección durante la cirugía por un hongo, causándole un pseudoaneurisma que supuso que la segunda intervención se planteara de forma incorrecta.

La sentencia

El Consejo Consultivo del Principado emitió un dictamen admitiendo que el fallecimiento del paciente se debió a "una sucesión de descuidos, imprudencias o desaciertos".

La Consejería de Salud acogió el dictamen y resolvió estimar la reclamación por responsabilidad patrimonial contra la que se podía recurrir ante el Tribunal Superior de Justicia de Asturias (TSJA).

El abogado de la familia, en un escrito a la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJA expresa que, la resolución que anuncia la indemnización de 700.649 euros, la familia renuncia a continuar el procedimiento.

La Audiencia Provincial absolvió a los dos médicos del servicio de Cirugía Cardíaca, a las tres enfermeras y al especialista en radiodiagnóstico que participaron en la segunda operación y dejó abiertas las vías civil y contencioso-administrativa.

Publicidad