Aceitunas

Publicidad

Indemnización

Indemnizada con casi 2.000 euros tras romperse un diente con el hueso de una aceituna en un bar de Valencia

La mujer que se rompió un diente al morder un hueso que se había quedado dentro de una aceituna rellena en la tapa que pidió en un restaurante valenciano, por lo que recibirá un total de 1.950 euros.

Una mujer será indemnizada con 1.950 por romperse un diente al morder un hueso que se había quedado dentro de una aceituna rellena en la tapa que pidió en un restaurante valenciano. El Juzgado de Primera Instancia número 12 de Valencia ha condenado a una mercantil y a una aseguradora a esta indemnización.

La mujer será indemnizada por los daños ocasionados, según consta en la sentencia, contra la que no cabe interponer recurso de apelación. La clienta acudió junto varios familiares a un restaurante valenciano y pidieron un aperitivo acompañado de cacahuetes y aceitunas rellenas sin hueso. Al morder la tapa, sintió un dolor en la muela causado por un hueso de aceituna que se había quedado en el interior de la misma.

Ante el elevado dolor que sentía, acudió al día siguiente de Urgencias al odontólogo, quien comprobó que la muela afectada, previamente sana, estaba partida de arriba abajo y no quedaba otra solución que extraerla. La operación resultó laboriosa debido a los daños ocasionados por el hueso de la aceituna.

La mujer comunicó a los responsables del restaurante lo ocurrido y el propietario del local le manifestó que las aceitunas correspondían a una partida de aceitunas sin hueso rellenas adquirida a su proveedor habitual y que desde el restaurante se limitaron a servir el producto sin manipulación alguna.

Ante la falta de acuerdo entre ambos, se inició un procedimiento judicial, solicitando 1.550 euros correspondiente al tratamiento, asistencia y restauración de la pieza dental dañada, así como 400 euros por daños físicos y morales.

Finalmente el juzgado ha condenado a la mercantil y a una aseguradora a pagar 1.950 euros por el tratamiento dental y los daños físicos y morales ocasiones, así como al pago de intereses legales y costas del procedimiento judicial.

Publicidad