UNA PERRA FUE OPERADA

UNA PERRA FUE OPERADA

Identifican al hombre que dejaría salchichas con alfileres y cristales en un parque de Barajas

Los agentes recibieron un aviso que alertaba que una perra había ingerido una salchicha con alfileres. Desde ese momento los agentes han estado vigilando la zona y este jueves han localizado a una persona con una bolsa y un palo en la mano, haciendo movimientos extraños. Los agentes no lo han detenido porque no tenía en sus manos las pruebas del delito.

Antena 3 Noticias | Madrid | 04/04/2019

Hallan salchichas con alfileres y cristales repartidas por el parque madrileño de Barajas
Hallan salchichas con alfileres y cristales repartidas por el parque madrileño de Barajas | Hallan salchichas con alfileres y cristales repartidas por el parque madrileño de Barajas

La Policía Municipal de Madrid ha identificado a una persona como sospechosa de dejar salchichas con alfileres y cristales en un parque del distrito de Barajas con la intención de causar daño los perros que pasean por el lugar, ha informado el Cuerpo Local. El pasado martes la Policía fue requerida a través de su emisora central para dirigirse a un parque, sito frente a la calle Bahía de Málaga, porque un grupo de personas habían encontrado en el lugar salchichas con alfileres y cristales en su interior con el objetivo de lesionar a los animales.

Los agentes se entrevistaron con dichas personas que le confirmaron los hechos, siendo una de ellas la dueña de una perrita que la estaban interviniendo por haber ingerido un alfiler. Se realizó una batida por la zona encontrado múltiples trozos de salchichas con alfileres y muchas de estas colocadas dentro de cristales para causar un daño mayor a los perros. Se retiró toda la comida encontrada.

Este parque ha estado en vigilancia por los agentes para encontrar al culpable de dicho delito. Este miércoles por la mañana, mientras se encontraban realizando vigilancia en la zona, los agentes observaron a una persona con una bolsa y un palo en la mano, que en repetidas ocasiones se agachaba realizando movimientos extraños.

Los agentes se entrevistaron con un testigo que afirmaba que llevaba un rato siguiendo a dicha persona, que rompía botellas y dejaba los cristales en punta. Los policías se acercaron a hablar con él, que explicó que estaba dando de comer a los conejos y retirando los cristales del suelo, mostraba una actitud nerviosa. El testigo afirmó que esta persona siempre tenía una actitud arisca con los dueños de los perros y siempre estaba merodeando la zona. La persona fue identificada, pero no ha sido detenida porque no tenía en sus manos las pruebas del delito.

También te puede interesar...

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.