El tráfico en las inmediaciones de la Gran Vía se encontraba colapsado debido a que los bomberos del Ayuntamiento de Madrid y personal del Samur-Protección Civil estaban trabajando para tratar de bajar a un hombre que había subido a una azotea con intención de lanzarse al vacío. Esto ha provocado el corte de la circulación en vías adyacentes.

El incidente había comenzado sobre las 14.10 horas y hasta el lugar se habían acercado varias dotaciones de bomberos, que consiguieron subir a la zona donde se hallaba el hombre que amenazaba con suicidarse.

La intervención se ha realizado en un edificio ubicado en el número 80 de la Gran Vía, en una decimoquinta planta, en cuya cúpula se encamaraba el hombre, captado en imágenes por numerosos viandantes que se encuentraban en la zona.

 

Desde el Centro de Gestión de Movilidad de Madrid han informado en redes sociales de la intervención de los equipos de emergencia en la Plaza de España con la calle Reyes, se ha cortado la Gran Vía en sentido calle Princesa, la calle Alcalá desde Cibeles sentido Gran Vía, y la calle Reyes desde Amaniel.

Finalmente, el cuerpo de Bomberos del Ayuntamiento de Madrid ha logrado convencer al individuo para que no se lanzara al vacío.