La Policía Judicial de la Guardia Civil está volcada en la resolución de un doble fallecimiento descubierto en un chalet de la urbanización de Las Palmeras, en el término municipal de Llucmajor.

La mujer, alemana de 59 años, y su pareja, también germano y de 53 años, aparecieron muertos en la cama y el pasillo respectivamente. La Benemérita trataba de determinar si se trató de un caso de violencia doméstica.

Las amigas de ella fueron la que dieron la voz de alarma, ya que hacía entre cinco y seis días que no tenían noticias suyas. La llamaban al teléfono móvil, pero no contestaba, y este lunes por la noche acudieron a la Policía Local, ante la posibilidad de que le hubiera ocurrido algo.

La mujer había contado a sus íntimas una serie de problemas conyugales, lo que aumentó la angustia de sus amigas.

Una patrulla de la Policía Local acudió al chalet, que está ubicado en la calle Xiprer, y tras conseguir acceder al interior encontraron al hombre ahorcado en el pasillo y a la mujer muerta sobre la cama.

Los dos cuerpos estaban en avanzado estado de descomposición y no era posible confirmar que la señora había muerto asesinada, si bien la investigación avanzaba en ese camino.