Andalucía

La Guardia Civil de Andalucía investiga a un conductor por circular 9 kilómetros en sentido contrario en la AP-4

Según los agentes, condujo durante 10 minutos en dirección Cádiz por los carriles sentido Sevilla. Estas conductas conllevan penas de hasta 2 años de prisión y privación del permiso de conducir hasta 6 años.

La Policía investiga a un conductor por circular nueve kilómetros en sentido contrario en la AP-4

Publicidad

La Guardia Civil de Andalucía investiga a una persona por un presunto delito de conducción temeraria tras circular 9 kilómetros en sentido contrario en la AP-4 en la autopista que une Sevilla y Cádiz.

El suceso se habría producido en la madrugada del pasado martes 3 de agosto, entre las 01:12 horas y las 01:21 horas, en el tramo que une los municipios sevillanos de Dos Hermanas y Los Palacios y Villafranca, según ha informado el instituto armado en un comunicado.

10 minutos en sentido contrario

El Grupo de Investigación y Análisis de Tráfico del Sector de Tráfico de Andalucía, con la colaboración del Centro de Gestión de Tráfico de Sevilla, ya trabaja para esclarecer el suceso.

Las primeras hipótesis apuntan a que el conductor pudo llegar a conducir durante cerca de 10 minutos en sentido contrario, es decir, circuló en dirección a Cádiz a través de los carriles que van hacia Sevilla.

La investigación determina que durante este trayecto se habría llegado a cruzar con multitud de usuarios y podría incluso haber provocado un fatal accidente.

La denuncia de los usuarios

Los agentes se enteraron de los hechos después de que el servicio de Emergencias de la Junta de Andalucía (112) recibiera multitud de llamadas por parte de los usuarios. Todos ellos alertaban de que se habían encontrado con un conductor que circulaba en sentido contrario.

Esas llamadas, junto con el Centro de Gestión del Tráfico del Suroeste, con sede en la Jefatura Provincial de Tráfico de Sevilla, a través de las grabaciones captadas de las cámaras de vigilancia de la DGT, han servido de gran ayuda. No obstante, en este caso la colaboración ciudadana ha sido clave para el curso de la investigación.

La Guardia Civil ha señalado que estas conductas conllevan penas de hasta 2 años de prisión y privación del permiso de conducir hasta 6 años.

Publicidad