Galicia

Galicia, en alerta por la borrasca 'Barra' que deja lluvia, oleaje y fuerte viento que pueden alcanzar los 142 km/h

Activan la alerta naranja en Galicia por lluvia, temporal costero y fuertes rachas de viento. La alerta se extenderá hasta este miércoles por lo que recomendaban adelantar la vuelta del puente de la Constitución.

Publicidad

La borrasca 'Barra' deja alertas en por lluvia, grandes olas y fuerte viento, que puede alcanzar los 142 kilómetros por hora en Galicia. La Dirección General de Emergencias e Interior de la Xunta ha activado una alerta naranja por temporal costero para todo el litoral gallego, con olas que pueden alcanzar los seis metros de altura y que ha obligado a cerrar playas como la de Riazor. El aviso comenzará este martes por la noche y se extenderá hasta el miércoles.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) prevé para todo el litoral de la Comunidad mar combinado del noroeste con olas de cinco a siete metros. Además, señalan que en las costas de A Coruña y Lugo, las olas podrían ser superiores y alcanzar de seis a ocho metros junto a fuertes vientos de componente oeste a noroeste.

Para reducir riesgos, Emergencias recomienda alejarse de playas, paseos marítimos o diques y no sacar fotografías del temporal. Evitar navegar, nadar o practicar deportes acuáticos.

La jornada del miércoles también se presenta complicada. Desde la mañana habrá alerta amarilla por nevadas en las zonas de montaña de Lugo y Ourense. Se esperan acumulaciones de nieve de 10 centímetros en 24 horas a partir de 700 metros de altitud en Lugo y de 5 centímetros a partir de 800 metros en Orense.

Galicia ya ha informado de la situación a los ayuntamientos afectados, a las diputaciones, a los servicios provinciales, a las agrupaciones de Protección Civil y a los clubes náuticos, entre otros.

Así, la Dirección Xeral de Emerxencias e Interior recomienda a los ciudadanos mantenerse alejados de la línea de costa, que extremen las medidas de seguridad a la hora de realizar cualquier actividad en el mar y que se revisen los cabos y amarres de las embarcaciones.

Las fuertes nevadas podrían colapsar carreteras

Se prevé que las fuertes nevadas podrían colapsar algunas carreteras del norte y centro peninsular, por lo que se recomendaba a los turistas adelantar el regreso del puente de diciembre. Castilla y León activa la alerta a partir de esta noche y en algunos puntos de Burgos y Palencia la cota podría bajar a los 600 metros.

Hay riesgo de aludes en el Pirineo aragonés y en Astún realizan avalanchas controladas antes de abrir las pistas. Recomiendan a los que tengan que coger el coche durante este temporal llevar el depósito lleno y las cadenas para la ruedas.

Publicidad