Parque de atracciones Altitude Park en Málaga

Publicidad

Parapléjico

La familia de un hombre que se ha quedado parapléjico saltando en camas elásticas pide "techo y comida" en Toledo

El hombre de 38 años se quedó parapléjico tras romperse una vértebra cervical y dañarse la médula. Los hechos sucedieron tras una caída al saltar en unas camas elásticas de un centro comercial en Málaga mientras jugaba con el hijo de su pareja.

Un hombre de 38 años ha quedado parapléjico tras una aparatosa caída mientras saltaba en unas camas elásticas en el Centro Comercial Málaga Nostrum. Antonio Robledo Díaz decidió pasar las dos horas que tenía libre en el trabajo con el hijo de su pareja. La idea fue invertir el tiempo en el parque de camas elásticas Altitude Park y hasta allí se dirigieron ambos el pasado 29 de noviembre.

Trágico accidente

Antonio Robledo Díaz jugaba con el hijo de su pareja. Saltaban y hacían volteretas pero en un mal giro al realizar una pirueta, Antonio cayó al suelo rompiéndose una vértebra del cuello, según ha detallado 'Diario Sur'. Rápidamente el malagueño le dijo al menor que avisara a su madre porque no podía moverse. Sabía que algo malo había ocurrido. Una enfermera que se encontraba en el lugar cuando se produjo el accidente alertó a Eva, pareja de Antonio, de lo que podía ser: una grave lesión en el cuello.

Rescate complicado

El rescate de Antonio fue una acción conjunta de la Policía y el cuerpo de Bomberos debido a su complejidad. El primer paso fue realizar una especie de puente y utilizar una tabla rígida para inmovilizarlo completamente. Después lo trasladaron a un colchón de vacío, indicado para politraumatismos o lesiones en la columna vertebral, y desde ahí a la uvi móvil para ingresarlo en el Hospital Regional Universitario Carlos Haya.Una maniobra que se prolongó durante casi una hora.

Las radiografías posteriores confirmaron los primeros pronósticos: se había fracturado la quinta vértebra cervical de la columna. Al dañarse la vértebra se desplazó y alcanzó también la médula. Antonio fue operado dos veces. La primera para introducir una prótesis y la segunda para ponerle una placa con 18 tornillos entre la cuarta vértebra cervical y la sexta para intentar sujetar la columna.

En el Hospital de Parapléjicos

La familia de Antonio ha decidido ingresarlo en el Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo, especializado en el tratamiento integral de la lesión medular. Allí recibe tratamiento, aunque se encuentra sedado y además padece neumonía, algo que complica aún más la recuperación.

No quieren ayuda económica solo comida y un techo

Antonio permanecerá internado entre seis meses, según han confirmado los doctores a la familia. Meses en los que tendrán que hacer frente a los gastos de la estancia en el centro hospitalario. Sin embargo, la familia no quiere ayuda económica, solo necesitan "un techo y comida", declara Eva. Si alguien quiere ayudar a esta familia puede depositar alimentos en la ermita del Cristo de la Luz de Toledo.

Publicidad