113.002500

Publicidad

Operación estética

El teletrabajo aumenta un 35% la demanda de cirugía facial en España

Durante el confinamiento por coronavirus aumentaron las videollamadas y la necesidad de vernos bien ante la cámara.

El teletrabajo ha aumentado la demanda de cirugía facial en España en un 35% durante los meses de verano. Para muchas personas se ha convertido en algo importante aparecer ante compañeros de trabajo, jefes o conocidos con su mejor cara.

Con el confinamiento por coronavirus nos hemos mirado más pero nos hemos gustado menos. El retoque más solicitado es la rinoplastia.

Para los que no quieren pasar por quirógrafo está el ácido hialurónico y el bótox. Con una sesión de menos de media hora podemos retomar el teletrabajo con una cara renovada.

Publicidad