Los medios aéreos que se encuentran en el dispositivo de extinción del fuego que asola a parte de la isla de Gran Canaria se han vuelto a incorporar a los trabajos a primera hora de este lunes. Así, los primeros trabajos se han centrado en vuelos de reconocimiento para ver dónde empezar a descargar el agua, según confirmó el Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad 112 de Canarias.

El incendio se originó en el paraje de Las Peñas Juncalillo debido a la negligencia de un vecino de Telde. Pocas horas después de iniciarse el incendio, la Guardia Civil detuvo como presunto autor a un hombre de 55 años que, según la Comandancia de Las Palmas, estaba utilizando maquinaria de soldadura en una vivienda ubicada en las inmediaciones de la carretera GC-21, en un terreno abierto y de monte bajo, donde se inició el fuego.

El detenido empezó a soldar una puerta metálica de la entrada de su finca a 30 grados. Una chispa saltó y el fuego se propagó a gran velocidad debido a que el lugar esta rodeado de monte bajo y prende rápidamente.

Fue él mismo, el presunto autor, el que llamó a la Guardia Civil para advertir de la imprudencia que había cometido. Tras prestar declaración ante los agentes, se encuentra en libertad a la espera de la llamada del juez. Se enfrenta a un delito por provocar un incendio forestal

Unas 230 personas del operativo terrestre han realizado labores de extinción, así como retenes de Protección Civil, que han estado disponibles para atajar cualquier circunstancia que pueda ocurrir en el perímetro del incendio, que hasta esta noche seguía contenido dentro de los límites establecidos de 23 kilómetros.

Sin embargo, tanto desde el 112 como desde el Ayuntamiento de Tejeda y la UME se ha informado que durante la madrugada y debido a la reactivación del fuego en la zona del parque de Otoño, se tuvo que evacuar el barrio de Coruña de Artenara, así como los de La Culata y Cuevas Caídas de Tejeda.

En el caso de los vecinos de Tejeda que han tenido que ser evacuados, los que lo han deseado, han sido trasladados a las instalaciones municipales de San Mateo. Para ello, Cruz Roja ha habilitado el Polideportivo de San Mateo con material de albergue para 100 personas y actualmente hay filiadas 49 personas. En relación con ello, matiza que durante la noche se han realizado varios traslados de personas encamadas a centros sanitarios.

La UME, por su parte, ha señalado que durante la noche los trabajos de los efectivos desplegados en el incendio forestal, se han centrado en la defensa de la población de Tejeda.