Detenidos

Dos detenidos como presuntos autores de la extraña muerte de un empresario en el Hotel Palace de Madrid

Al parecer, podrían haberle suministrado una sustancia psicotrópica mezclada con alcohol.

La Policía Local de Sevilla desaloja a 2.856 personas en fiestas de Halloween

pixabay La Policía Local de Sevilla desaloja a 2.856 personas en fiestas de Halloween

Publicidad

La Policía Nacional ha detenido a dos individuos como presuntos autores de la extraña muerte de un empresario en el Hotel Palace de Madrid. El suceso ocurrió el pasado mes de octubre, durante el puente de Todos los Santos y el fallecido es José Rosado, un hombre de 42 años de origen puertorriqueño exconsejero delegado de Hijos de J. Barreras, el mayor astillero privado español.

Una muerte extraña

Fue una muerte extraña porque el cadáver de Rosado no presentaba signos de violencia, no tenía ni moratones, ni lesiones ni indicios de asfixia. Todo esto conllevó a pensar en un primer momento que podría tratarse de una muerte natural. Sin embargo, había cosas que no cuadraban como el desorden en la habitación y que faltaran algunas cosas.

La investigación

La investigación, que comenzó al poco tiempo de que los empleados del hotel dieran la voz de alarma el 30 de octubre, permitió esclarecer muchos aspectos gracias también a los datos que aportaron los especialistas en Policía Científica. De esta manera, se pudo identificar a dos hombres con los que se había visto al fallecido en el hotel.

Los análisis toxicológicos que se le practicaron a la víctima concluyeron que había grandes cantidades de sustancias psicotrópicas en su organismo, sustancias que combinadas con alcohol le provocaron un efecto depresor hasta provocar su fallecimiento.

Robaron a la víctima

Una vez que la víctima perdió el conocimiento, los presuntos autores de su muerte le robaron algunos objetos de valor, la tarjeta de crédito entre ellos. Esto último permitió a los agentes dar con los culpables pues utilizaron la tarjeta en dos establecimientos de Móstoles. De esta manera, la Policía los localizó y los detuvo en sus propios domicilios.

A uno de los arrestados se le imputan otros dos robos que cometió mediante procedimientos similares en Madrid. Después de ser puestos a disposición de la autoridad judicial, se decretó su ingreso en prisión.

Publicidad