Twich

Los 'streamers' españoles se suman a la huelga de Twitch en contra el odio en la red

'Streamers' de todo el mundo se han movilizado contra los ataques de odio y no emitirar ningun directo. En España, de los canales más seguidos, solo Ibai Llanos ha apoyado la huelga.

Día de 'huelga' en Twitch en contra del odio en la red

Publicidad

En los últimos tiempos, la plataforma de retrasmisiones en directo 'Twitch' ha pasado de ser una pequeña red social a convertirse en todo un fenómeno de masas.

Sin embargo, de la mano de ese crecimiento también han llegado algunos efectos negativos, como el odio conocido en internet como 'hate' por parte de perfiles falsos conocidos como 'bots'. Estos ataques de 'bots' se aprovechan de las 'raids' de la plataforma, una manera de que un 'streamer' mande su audiencia a otro para ayudar a promocionarlo.

#ADayOffTwitch

Bajo el hastag #ADayOffTwitch, este 1 de septiembre se ha convocado una huelga de streamers en Twitch. El motivo del parón se debe a que esta herramienta se ha usado para llevar a cabo ataques racistas, xenófobos, machistas y LGBTfóbicos, unas actitudes que son castigadas por Twitch quitándoles reputación o incluso cancelando su cuenta.

Los convocantes demandan que la plataforma de Amazon tome cartas en el asunto y sea más efectiva contra el acoso y el odio en la plataforma.

'Streamers' españoles a favor de la manifestación

Numerosos 'streamers' con comunidades pequeñas o medianas han anunciado que van a apoyar la huelga y han pedido a sus seguidores que no consuman Twitch este miércoles 1 de septiembre, y en España, Ibai Llanos, uno de los 'streamers' más reconocidos del país y famoso en las últimas semanas por su entrevista a Leo Messi, ha indicado que no emitiría en directo este 1 de septiembre para solidarizarse con la protesta. Otros personajes como AuronPlay, también se ha sumado a la convocatoria.

Twitch es una de las plataformas y servicios online más importantes del mundo, con audiencias millonarias a diario. Su duro control de los contenidos se ha criticado tanto como su mano libre para aquellos creadores que, pese a emitir contenidos polémicos, no son castigados por su popularidad.

Publicidad