La Policía Nacional ha detenido a dos personas, cuyas identidades no han trascendido, por su presunta relación con la muerte de dos hombres, cuyos cadáveres han sido hallados en una finca del término municipal onubense de Cartaya.

Fuentes de la Policía Nacional han informado este miércoles de que las detenciones son fruto de las investigaciones emprendidas tras el hallazgo de los cuerpos sin vida, y han subrayado la imposibilidad de aportar, por el momento, más datos del suceso al encontrarse la causa bajo secreto de sumario.

Uno de los cadáveres hallados es el de Samuel Vizcaíno, un joven de 25 años cuya desaparición fue denunciada por su familia el pasado lunes tras hallar su coche calcinado en los alrededores del cementerio de Huelva. Según han informado a Efe fuentes de Policía Nacional, el otro cadáver localizado en la finca, situada a las afueras del citado término municipal, es el de un hombre de 37 años que también se encontraba en paradero desconocido, si bien no había trascendido públicamente.

Una vez que el juez ordenó el levantamiento de los cadáveres, fueron trasladados al anatómico forense de Huelva donde se prevé que se les practique la autopsia en las próximas horas. Aunque no se descarta ninguna hipótesis, se plantea que las muertes puedan estar relacionadas con un ajuste de cuentas por narcotráfico.