Okupa

Detienen a un okupa acusado de matar a golpes y puñaladas al propietario del cortijo en el que ambos vivían en Vícar

Los investigadores creen que tras una "acalorada discusión" el detenido mató, presuntamente, a la víctima asestándole varios golpes y puñaladas.

Imagen de archivo de la guardia civil

Imagen de archivo de la guardia civil EFE

Publicidad

Trágico final en la historia de un inquilino que acaba convirtiéndose en propietario y el okupa que vive en su cortijo. La Guardia Civil ha detenido a un varón de 45 años acusado de homicidio. El arresto ha tenido lugar antes de que el sospechoso pudiese ejecutar la huida que al parecer había preparado en un taxi pirata.

La información que ha trascendido hasta la fecha es que víctima y detenido residieron durante varios años en el mismo cortijo de Vícar en Almería. Al parecer el detenido vivía en el cortijo con permiso del propietario original mientras que la víctima pagaba un alquiler. Finalmente la víctima compró la totalidad del cortijo "recientemente".

Tras hacerse con la propiedad la víctima pidió al detenido en reiteradas ocasiones que abandonase el cortijo. La última ocasión acabó, según los investigadores, en una "acalorada discusión" en la que el sospechoso habría golpeado y asestado varias puñaladas al fallecido. La operación 'Yakla' comenzó el pasado 10 de febrero cuando el 112 de Andalucía alertó a la Guardia Civil de que una mujer había localizado el cuerpo "sin vida y con evidentes signos de violencia" de su marido en el cortijo en el que residían.

Las diligencias instruidas junto al detenido han sido puestas a disposición del Juzgado de Instrucción número 5 de Almería, que ha decretado su ingreso en prisión sin fianza.

Publicidad