Sucesos

Detenidas tres personas por obligar a dos mujeres a prostituirse 21 horas al día en Palma de Mallorca

Las dos mujeres fueron engañadas en su país de origen al prometerles trabajo y una cantidad grande de dinero en España.

Un coche de la Policía Nacional

Un coche de la Policía Nacional Wikipedia

Publicidad

Un hombre y dos mujeres han sido detenidos por la Policía Nacional por obligar a dos mujeres a prostituirse. Los hechos tenían lugar en un piso del barrio de Camp Redó, en Palma de Mallorca, donde las mujeres estaban sometidas durante 21 horas al día, dejándoles 3 horas para descansar, según han informado los agentes en un comunicado.

Las dos mujeres vivían y trabajan en el interior del piso en régimen de acuartelamiento, donde estaban sometidas a vigilancias tanto dentro como fuera del inmueble.

Estaban obligadas a atender a todos los clientes, independientemente de que no fueran de su agrado. Gran parte del dinero que ganaban se lo quedaban los ahora detenidos, un hombre español de 52 años y dos mujeres colombianas de 26 y 27 años, quienes están acusados de varios delitos relativos a la prostitución y de pertenencia a grupos criminales.

Denunciaron los hechos

La Policía Nacional lleva investigando los hechos desde el pasado 24 de agosto, cuando recibieron la denuncia de dos mujeres extranjeras que estaban siendo obligadas a prostituirse en ese piso. Al parecer las víctimas fueron quienes presentaron la denuncia tras conseguir escapar del inmueble.

Todo apunta a que las dos mujeres, víctimas de la explotación sexual, fueron engañadas en su país de origen con la promesa de que trabajarían como camareras de piso o cuidadoras de hogar, a cambio de una cantidad importante de dinero. Los detenidos aprovecharon su vulnerabilidad económica para engañarlas.

Una vez en España, sus pasaportes fueron requisados y las encerraron en el piso, forzándoles a mantener relaciones sexuales bajo la amenaza de hacerles daño a ellas o a sus familiares, quienes se encontraban en su país de origen. La operación policial continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones.

Publicidad