90.005167

Publicidad

Conil de la Frontera

Conil se moviliza para evitar que expulsen a su párroco: "Cuando alguien ha necesitado algo él ha llamado a su puerta"

Los feligreses de Conil quieren que su párroco se quede, pero el Obispado ha pedido su sustitución.

Conil de la Frontera, en Cádiz, va a perder a su párroco, lo que ha provocado que todo el pueblo salga en manifestación para evitarlo.

Rafael es desde hace seis años el párroco de Conil, pero ahora el Obispado le quiere sustituir. El supuesto motivo es que denunció ante el Vaticano algunas decisiones de sus superiores, lo que ha provocado que le quieran mover a otro destino.

Sin embargo, sus feligreses no están de acuerdo con esta decisión, y han salido a la calle con pancartas para pedir que se quede: "La iglesia que queremos es la que representa el padre Rafael", dice uno de los vecinos.

Rafael, se explica: "Esto se ha convertido en una empresa, las formas de Gobierno dejan mucho que desear". Y el pueblo le ha mostrado su apoyo incondicional. Dicen que siempre está para todo aquel que lo necesita, e incluso el alcalde, ateo, ha salido a defender a su párroco: "Creo en las personas, en el trabajo y el padre Rafael lo ha demostrado".

Publicidad