94.997167

Publicidad

Inmigración ilegal

La conversación que muestra la tensión y descoordinación durante el rescate de un cayuco en aguas de Canarias

Hoy se ha conocido la conversación entre el patrón de una lancha de Salvamento Marítimo, el de una patrullera de la Guardia Civil y el centro de coordinación mientras rescatan un cayuco con inmigrantes en aguas de Canarias. La tensión es máxima, cuando la lancha de Salvamento Marítimo ya tiene el cayuco amarrado a su embarcación se le ordena entregar a los inmigrantes a la lancha de la Guardia Civil.

El cayuco, con 41 inmigrantes a bordo, se encontraba muy cerca de la costa de Canarias, apenas a 24 kilómetros. Una lancha de Salvamento Marítimo se acerca a la pequeña embarcación y consigue amarrar a su costado al cayuco para llevarlo al puerto más próximo . El control de Salvamento de las Palmas se pone en contacto con la lancha y le informa que el rescate, finalmente, lo hará la Guardia Civil.

El motivo parece estar en que Salvamento Marítimo llevaría a los inmigrantes al muelle de Arguineguín, el más cercano, pero completamente saturado por la llegada de inmigrantes en los últimos días.

"Dime que hago, estoy jugando con vidas"

El patrón de Salvamar, contesta así a la llamada del centro de control de Salvamento Marítimo: "¡Los tengo en la banda ahora ! ¿Qué hago, los suelto?" y contesta así a la patrullera 'Río Segura' de la Guardia Civil:"¿ los vas a recoger tú o yo?"

El patrón de la Guardia Civil contesta: " Nosotros no tenemos conocimiento de que los tengamos que recoger nosotros".

Lo cierto es que el cayuco está en alta mar y la noche se echa encima. La Salvamar pide a sus mandos una decisión: "Dime qué hago, ya. Estoy jugando con vidas".

La patrullera de la Guardia Civil recibe por fín la orden de hacerse cargo de los inmigrantes y que deben llevarlos al puerto de Los Cristianos, en Tenerife. En ese momento los agentes de la guardia civil piden a la Salvamar que ellos remolquen el cayuco vacío al puerto de Arguineguín, en las Palmas pero éste les contesta: "En Arguineguín no hay hueco para meter más cayucos, hay más de treinta, déjalo aquí a la deriva y ya está".

A Tenerife, no hay sitio en Las Palmas

El patrón de la Guardia Civil le responde: " Cualquier sitio es mejor que dejarlo aquí a la deriva, que es bastante grande".

Finalmente la Salvamar acepta remolcarlo a puerto. Las 41 personas, todos hombres y de origen subsahariano, llegaron al puerto de Los Cristianos en Tenerife en torno a las 10.00 horas de esta mañana en la embarcación de la Guardia Civil y dos de ellos fueron derivados a un centro hospitalario del sur de la isla con patologías leves.

La llegada de inmigrantes a la costa Canaria es incesante en los últimos días. Más de 160 personas permanecen en el campamento de la Cruz Roja en el Muelle de Arguineguín hasta encontrar un centro de acogida donde poder llevarlas.

Publicidad