Los Bomberos de la Generalitat catalana han dado por controlado el incendio de La Ribera d'Ebre, que ha quemado cerca de 6.000 hectáreas de vegetación desde el pasado miércoles, según las informaciones del Cuerpo de Agentes Rurales.

Hasta la zona se han desplazado este domingo una cincuentena de dotaciones de bomberos que, junto a 34 vehículos autobomba, dotaciones del Grupo de Actuaciones Forestales GRAF, vehículos de apoyo y mando y 3 helicópteros han intensificado las tareas de extinción.

Por el momento, Protección Civil de la Generalitat mantiene en alerta el plan INFOCAT mientras duren las tareas de extinción de este fuego, y también por el elevado riesgo de incendio forestal que hay en muchos puntos del territorio.

En cuanto a las personas desalojadas por el incendio, una vez los bomberos han dado el fuego por controlado, se ha autorizado que puedan volver a casa. Respecto a las restricciones de acceso a los macizos, este domingo se ha reabierto el acceso a las Gavarres y Cadiretes, pero se ha mantenido la prohibición en Montserrat, Montsec, Montsant y Puertos de Tortosa.