Cortarse el pelo

Publicidad

Coronavirus

Cómo cortarse el pelo en casa paso a paso durante la cuarentena por coronavirus

Si eres de los que necesitas un buen corte de pelo antes de que termine el confinamiento por el coronavirus, te mostramos una serie de consejos para poder hacerlo en casa durante la cuarentena.

La crisis sanitaria del coronavirus obligó al Gobierno a decretar el estado de alarma por el que se debe cumplir un confinamiento muy estricto. A causa de ello, son muchas las personas a las que no les dio tiempo acudir a la peluquería y el paso de los días está empezando a causar estragos en sus cabello.

Por eso, tengas el tipo de pelo que tengas, te mostramos cómo cortarte el pelo en casa paso a paso de forma fácil para que puedas lucir un corte de pelo bonito y cuidado:

Corte de pelo recto

Para realizar un corte preciso es recomendable tener el cabello limpio y húmedo, además de disponer de un peine de púas finas y de unas tijeras bien afiladas para evitar trasquilones (en caso de no tener unas tijeras profesionales, las de cortar uñas o de costura ayudarán a obtener un buen resultado).

En primer lugar, peina el cabello empezando por las puntas hacia arriba, de esta manera evitarás romper el pelo y dañarlo. Haz una coleta pegada atrás y estira el pelo. Coloca los dedos en las puntas y úsalos como guía para cortar.

Recuerda que al secarse el pelo se encogerá un poco y el corte parecerá más.

Corte en forma de 'v'

Peina el cabello y hasta que no queda ningún enredo. Humedécelo y vuelve a peinar. En este caso deberás dividir el pelo en dos mechones y unir por la parte delantera con una goma.

Asegúrate de que realizas la separación por la mitad para que quede una forma de 'v' simétrica.

Con el pelo debajo de tu barbilla, coloca los dedos de guía y corta. Seca y plánchalo para ver todas las imperfecciones y poder acabar de retocar.

Cómo cortar el flequillo

Peina el cabello en seco y limpio. Selecciona la parte de pelo que deseas que sea flequillo. Es aconsejable que no supere los cuatro dedos desde la frente.

Separa del resto del pelo (tomando de referencia el largo de la ceja donde cambia de dirección) y humedece. Con los dedos pinza sobre el mechón y gira la mano hacia el otro lado. Así, la longitud de los mechones centrales quedará más corta que la de los laterales. Procede al corte y listo.

Publicidad