Cadenas de nieve

Cómo poner las cadenas para la nieve en el coche paso a paso

Una nueva DANA ha llegado a la Península Ibérica. Esta vez, los meteorólogos han anunciado grandes posibilidades de nevadas, por lo que es muy importante que los vehículos lleven puestas las cadenas de nieve.

La DANA que llega a España este fin de semana pone en alerta a varias comunidades

Publicidad

La Agencia Estatal de Meteorología ha anunciado que la DANA va a dejar temperaturas muy bajas en toda la Península y nevadas en cotas bajas. Estas últimas se prevé que llegan a zonas como Pirineos centrales, el sistema central y el sistema ibérico. Hay posibilidades de que superen los cinco centímetros de manera puntual.

El descenso de las temperaturas podrá notarse sobre todo en la mitad norte peninsular. Algunas comunidades están en aviso naranja por nevadas, como es el caso de Aragón, y otras en amarillo, como Asturias, Cantabria, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Cataluña y la Comunidad de Madrid.

Por este motivo, desde la Agencia Estatal de Meteorología han querido pedir a los conductores que utilicen las cadenas de nieve. Es una de las medidas que permite que haya una circulación segura en las carreteras y, así, se puedan evitar posibles accidentes. Las nevadas podrían dejar los caminos resbaladizos para las ruedas de los vehículos.

Cómo poner las cadenas de nieve

La Dirección General de Tráfico ha distribuido un video, con ayuda de la Guardia Civil, con el objetivo de enseñar a colocar y tensar las cadenas de las ruedas ante la previsión de que haya nevadas en parte del país. El objetivo es garantizar una conducción segura ante las inclemencias meteorológicas.

El primer paso para colocar las cadenas de nieve es fijarse en la tracción del vehículo, debido a que solo se deben fijar en el eje que recibe la fuerza del motor. Una vez se conoce esto, habría que estirar las cadenas sobre el suelo y tirar del cable de acero. De esta manera, se podrán situar sobre la parte trasera de la rueda.

Una vez se haya hecho esto, habría que enganchar los extremos de las cadenas con el cierre que llevan. A continuación, hay que colocar las cadenas alrededor del neumático, por la parte que toca el asfalto, para poder enganchar los tensores de la parte delante y de la llanta. El último paso es comprobar si las cadenas están tensadas perfectamente.

Para ello, habría que avanzar entorno a 100 metros y repetir el proceso de tirar de las cadenas hasta asegurarse de que están perfectamente tensadas y colocadas. Si las cadenas de nieve son de tela en vez de metal, solo habría que tapar casi toda la rodadura del neumático, avanzar un poco con el vehículo y terminar de cerrar las cadenas.

Publicidad