Publicidad

Niñas desaparecías en Tenerife

Cómo localizar de quién es la botella de oxígeno que ha aparecido en la búsqueda de las niñas desaparecidas en Tenerife

El hallazgo de una bombona de oxígeno en la búsqueda de pistas sobre las niñas desaparecidas en Tenerife podría aportar datos importantes. Las bombonas, como los coches, tienen una especie de 'matrícula' que puede llevar hasta su dueño. En este caso es una bombona que llevaba poco tiempo en el agua.

Las labores de rastreo y búsqueda continúan con el objetivo de encontrar pistas que lleven hasta Anna y Olivia, las dos niñas desaparecidas en Tenerife. La participación del buque 'Ángeles Alvariño' se ha ampliado tras la localización de varios objetos que podrían pertenecer al padre de las niñas. Aún es prematuro saber si son de Tomás Gimeno pero se están analizando minuciosamente.

En las tareas de búsqueda se está utilizando el sónar y el robot submarino del buque. Se ha encontrado una botella de oxígeno y una sábana bajo el mar, que serán analizadas en las próximas horas, en concreto se analizará la botella de oxígeno, que podría ser de, Tomás Antonio Gimeno, el padre de las dos niñas y aficionado a la pesca submarina. Los objetos han sido trasladados en cajas por los investigadores.

¿Cómo se puede averiguar a quién pertenece una botella de oxígeno?

Juan Ortega Machín es un experto submarinista, fue jefe de los GEAS (Grupo Especial de Actividades Subacuáticas de la Guardia Civil), y explica cómo una botella de oxígeno puede llevarnos hasta su dueño. Como ocurre con la matrícula de un coche, las botellas tienen una identificación que permite rastrearlas.

Ortega explica que "las botellas de oxígeno llevan una serie de numeraciones alrededor, en la parte superior, donde se indica el fabricante, el número de fabricación, también se indica la fecha en la que se fabricó la botella, así como el timbrado para saber cuál es su caducidad" enumera.

Sería la primera pista importante

Queda claro entonces que el hallazgo es importante, puede descartarse que sea del padre de, Anna y Olivia, las niñas desaparecidas pero también puede convertirse en la primera pista importante en la investigación porque, como cuenta Ortega, "si nos encontramos con una botella de este tipo, a parte de la identificación, también sabremos a quién puede pertenecer esta botella, es fácilmente identificable".

Las cajas con los objetos encontrados y precintadas con bridas fueron bajadas del barco y custodiadas por los investigadores.

Publicidad