Cómo doblar las servilletas para la cena de Navidad: 10 ideas fáciles y elegantes para Nochebuena

Publicidad

Navidad

Cómo doblar las servilletas para la cena de Nochebuena: 10 ideas fáciles y elegantes

Llega Nochebuena y cobra especial protagonismo la decoración en las cenas y comidas de Navidad. Consulta aquí 10 ideas fáciles, originales y económicas para doblar las servilletas para la cena de Nochebuena.

Las servilletas son parte esencial de esta decoración, con tan solo unos minutos de dedicación, podremos darle un toque original a nuestras cenas de Navidad.

Esta Navidad estará marcada irremediablemente por la pandemia de coronavirus. Las cenas familiares, de amigos o de trabajo se verán afectadas por las restricciones impuestas en cada comunidad autónoma.

Sin embargo, las fechas seguirán siendo igual de especiales. Las cenas navideñas, dentro de los límites establecidos, seguirán teniendo un carácter festivo y como cada año, la decoración de la mesa tendrá un papel protagonista. Aquí algunas de las mejores ideas para doblar las servilletas en la cena de Nochebuena.

Servilletas en forma de lazo

Las servilletas en forma de lazo son una forma muy socorrida para decorar tu mesa en la cena de Navidad. Es una de las formas más sencillas de decorar la mesa durante las cenas de Navidad. Le dará un toque se elegancia sin perder la seriedad en ningún momento. Así puedes doblar las servilletas en forma de lazo esta Nochebuena paso a paso:

1. Dobla la servilleta de esquina a esquina formando un triángulo.

2.Con este triángulo, dobla la servilleta hacia dentro con dos pliegues para conseguir una forma alargada.

3. A continuación, tienes que doblar las dos esquinas resultantes hacia ti y cruzándolas.

4. Por último, justo donde se cruzan los dos extremos, sujétalo para luego pasar un brazalete o un trozo de tela que sujete la servilleta para la forma de lazo.

Portacubiertos elegante

Consiste en doblar las servilletas de forma que queden tres huecos para introducir tenedor cuchara y cuchillo. Es muy común en las comidas con protocolo. Estos son los pasos a seguir para doblar la servilleta como un portacubiertos:

1. Coloca la servilleta doblada por la mitad en horizontal.

2. Lleva la esquina inferior izquierda hasta el centro superior de la servilleta formando un triángulo.

3. A continuación, coloca la esquina superior izquierda en la esquina superior derecha.

4. Una vez doblado, dale la vuelta a la servilleta para que quede un cuadrado liso.

5. Ahora, debes doblar las dos esquinas superiores en la mitad de la servilleta.

6. Una vez doblado, pliega de nuevo las esquinas restantes en el medio para que la servilleta forme un rectángulo.

7. Mete una de las esquinas dentro del pliegue para terminar de cerrar la servilleta.

Árbol de Navidad

Poco hay más apropiado para la cena de Nochebuena que colocar las servilletas en forma de pinos, mejor aún si las servilletas de tela son verdes. Le dará a la cena la temática adecuada. Te lo explicamos paso a paso:

1. Dobla la servilleta formando un cuadrado. Aquí, gíralo para que estés mirando un rombo.

2. Lleva la esquina inferior al centro de la servilleta, pero no todos los pliegues, solo uno de ellos.

3. A continuación, doble de nuevo otro de los pliegues inferiores en el centro dejando un pequeño espacio con el anterior. Haz esto con todos los pliegues inferiores para conseguir un triángulo.

4. Dale la vuelta a la servilleta para que quede lisa la servilleta.

5. Una vez lo tengas, lleva la esquina izquierda al lado derecho y viceversa. De esta forma, conseguirás una forma de cometa.

6. Vuelve a dar la vuelta a la servilleta.

7. Después, dobla las esquinas de los pliegues uno detrás de otro para conseguir esa forma de árbol de Navidad.

En forma de rosa

Es muy típico pero nunca defrauda. Se utiliza en bodas y comuniones, aunque tampoco desentona en este tipo de cenas de Navidad. Así es como puedes doblar tu servilleta en forma de rosa para la cena de Nochebuena:

1. Dobla la servilleta de esquina a esquina para formar un triángulo.

2. Enrolla la servilleta desde la parte horizontal hasta la esquina superior. Recuerda que tienes que dejar una pequeña parte sin enrollar para obtener un triángulo pequeño y un cilindro.

3. Dobla poco a poco el cilindro de esquina a esquina, triángulo incluido, hasta dejar un pequeño trozo del cilindro.

4. Después, dobla ese trozo restante por el ancho de la servilleta y mételo en uno de los pliegues para cerrarla.

5. Finalmente, los dos pliegues que quedan arriba, dóblalos hacia abajo y dale la vuelta a la servilleta para ver tu rosa.

Servilleta en forma de sobre

Las servilletas de tela dobladas en forma de sobre le darán un toque elegante a las cenas de Navidad durante este invierno. Además, puedes guardar pequeños detalles para los comensales. Puedes doblar tu servilleta como si fuera un sobre de esta forma:

1. Coloca la servilleta extendida y lleva una esquina a otra para formar un triángulo.

2. Lleva la esquina inferior izquierda a la parte inferior del centro de la servilleta. Haz lo mismo con la otra esquina.

3. Sin soltar las dos esquinas que están en el centro, con la otra mano lleva la mitad izquierda de la servilleta al centro.

4. Una vez doblado, haz lo mismo del paso anterior con la mitad derecha.

5. Después, dobla la parte inferior hasta dejar un pequeño triángulo en la parte superior de la servilleta.

6. Dobla el triángulo resultante en el centro para conseguir esa forma de sobre.

Servilletas en forma de camiseta

Aumenta ligeramente la complejidad sin llegar a ser extrema. Se trata de doblar la servilleta de tal forma que quede un 'elegante polo'. Así es como se hace:

1. Deja la servilleta extendida y dobla todas las esquinas en el centro para conseguir una forma de rombo.

2. Gira la servilleta para que sea un cuadrado.

3. Dobla la mitad de la parte izquierda en el centro y haz lo mismo con la derecha.

4. Dale la vuelta a la servilleta para tener una superficie lisa.

5. Dobla un pequeño trozo de la parte superior. Con ese trozo doblado, vuelve a girar la servilleta y dobla un poco las esquinas superiores como si fuera el cuello de la camisa.

6. En la parte inferior, lleva solo un pliegue de cada esquina hacia fuera.

7. Cuando tengas los pliegues hechos, dobla toda la parte inferior hasta el centro de la servilleta para conseguir esa forma de camisa en tu cena de Nochebuena o Navidad.

Decorar las servilletas con adornos navideños

Colocar pequeñas bolas de Navidad o estrellas, entre otros adornos, también le dará un toque de originalidad a nuestra mesa durante Nochebuena.

En forma de abanico

Se necesitará más de una servilleta por comensal, pero el efecto no defraudará. Los abanicos le darán un toque flamenco a la mesa de Navidad. A continuación, puedes seguir estos pasos:

1. Extiende la servilleta al completo y dobla cada esquina hasta formar un triángulo.

2. Gira la servilleta para que la esquina del triángulo mire hacia ti.

3. Dobla esa misma esquina, solo un poco, hacia el centro y vuelve a doblar la misma esquina hacia ti.

4. Gira de nuevo la servilleta para que esa doblez quede en la parte superior y dobla, de nuevo, la parte doblada hacia dentro.

5. Dobla una y otra vez la servilleta como en los pasos anteriores hasta conseguir una forma alargada.

6. Sujeta la servilleta por el centro y dobla la servilleta por la mitad con todos los pliegues hechos para conseguir esa forma de abanico.

En forma de helado

Quizás no sea lo más apropiado para una Nochebuena, pero lo que no se puede dudar es que el hecho de doblar las servilletas en forma de helados aportará una enorme dosis de creatividad. Te dejamos los pasos a seguir para conseguir esa forma de helado:

1. Dobla la servilleta en forma de cuadrado y gírala para mirar un rombo.

2. Lleva uno de los pliegues a la esquina superior.

3. Coloca la esquina del siguiente pliegue en el centro de la servilleta formando un pequeño triángulo.

4. Con este mismo triángulo, dobla la parte horizontal en el centro de la servilleta y vuelve a doblar por la mitad ese mismo pliegue.

5. Haz lo mismo con la esquina contraria hasta que tengas esos pliegues en el centro de la servilleta.

6. Dale la vuelta a la servilleta para tener una superficie lisa.

7. Dobla la esquina inferior izquierda un poco más allá del centro y haz lo mismo con la parte derecha para imitar la forma de un cono de helado.

8. Gira de nuevo la servilleta para que los pliegues queden hacia dentro.

El color de la servilleta es muy importante a la hora de reforzar la temática de esta. Así pues, en Nochebuena muchos son los que eligen el color rojo.

Publicidad