138.922667

Publicidad

Coronavirus

Comienzan los primeros pueblos 'blindados' en tiempos de coronavirus

Los pueblos libres de coronavirus hacen todo lo posible por continuar en la misma situación durante la pandemia.

En resumen

Muchos pueblos, libres de coronavirus, han cerrado sus 'puertas' para evitar que el virus llegue hasta esos lugares. Muros de arena o estructuras de hormigón.

En Noja, Cantabria, han creado una estructura de hormigón para vitar al Covid-19. Es una población en la que viven unos 2.000 habitantes. En periodo vacacional esa cifra puede llegar hasta los 80.000 habitantes. Esta localidad es muy turística.

Además, se han bloqueado todas las carreteras secundarias que dan acceso a Noja. El objetivo es controlar el tráfico que entra y sale del lugar mediante el único acceso disponible: una carretera principal.

La cuarentena y la prohibición a los accesos de la localidad tiene consecuencias. La no llegada de turistas provoca una brecha económica y en muchos establecimientos esenciales que siguen abiertos a los vecinos. El 90% de la población vive del turismo.

Publicidad