Colas del hambre

Las colas del hambre aumentan día a día a causa de la pandemia del coronavirus

A causa de la pandemia de la COVID-19, cada vez son más las personas que se ven obligadas a acudir a colas del hambre. Muchos han perdido el trabajo y no tienen ningún ingreso.

En resumen
  • Los voluntarios aseguran que "es muy duro" y "hay gente muy necesitada"

Publicidad

La pandemia del coronavirus ha dejado a muchas personas sin trabajo y sin ingresos. Por ello, las colas del hambre han ido creciendo mes a mes y el verano no ha sido una excepción. Antena 3 Noticias ha estado en una de ellas donde cientos de personas hacen cola cada día para recoger alimentos y poder comer. Allí, les proporcionan productos básicos para ellos y también para sus hijos.

Héctor lleva 8 meses acudiendo a las colas del hambre y señala que le proporcionan "de todo un poco, verdura, leche…". Tiene muy pocos ingresos y los pocos que tiene se le van en el alquiler. "Me ayudan con 400 euros y 300 son para el alquiler solo de una habitación", asegura.

Por otro lado, Ana María, sin trabajo y embarazada manifiesta que una vez a la semana pide cita para que la ayuden y acude a las colas del hambre.

Otro afectado asegura que no tiene trabajo y tampoco ningún ingreso. Además, apunta que lleva sin trabajar 5 años y necesita "comer y almorzar cada día". También, un joven narra que tiene que acudir a las colas a por alimentos del hambre después de que tanto su novia como él perdieran el trabajo, ambos de administrativos.

Los voluntarios aseguran que "es muy duro"

Por su parte, los voluntarios de las colas del hambre siguen sin acostumbrarse. Una de ellas señala: "Es muy duro, hay gente muy muy necesitada. Hay mucho extranjero, pero hay mucho español también".

Comentan que acuden numerosas mujeres, sobre todo "muchas madres" y explican que suelen ir una vez a la semana y la mayoría no tienen ni trabajo ni ingresos.

"La nueva pobreza es eso, perder el trabajo, tener una hipoteca y no poder hacer frente, al final acabas en la calle. El típico pobre de antaño no es", manifiestan. Lamentan que cada día son más las personas que acuden y se suman a estas colas del hambre por la pandemia del coronavirus.

Publicidad