El Año Nuevo comenzará en China el 5 de febrero con una gala que se emitirá en televisión para más de 700 millones de espectadores con actuaciones de humoristas, bailes tradicionales, deportes, e incluso ritmos latinos.

Este es el año del Cerdo, uno de los doce animales del Zodiaco chino. Durante esta época los habitantes decoran las calles y estrenan nuevas prendas con el objetivo de simbolizar la abundancia.

Además de renovar el vestuario, decorar las calles y limpiar las casas para ahuyentar a los espiritus, en los últimos años la moda es enviarse pagos a través del móvil. Es una forma de esparcir la buena suerte y lo que prima es la intención, no la cantidad.

Durante la noche que da comienzo al Año Nuevo, la familia se reúne para darse festines gastronómicos y beber licor hasta altas horas. Estas reuniones familiares implican los desplazamientos de millones que regresan a sus ciudades. Las autoridades prevén que se produzcan 3.000 millones de viajes en el conocido como "Festival de la Primavera", periodo que dura 40 días, comenzó el 21 de enero y terminará el 1 de marzo.