Publicidad

Coronavirus

Castilla-La Mancha levantará el cierre perimetral y mantendrá el toque de queda el 9 de mayo

Emiliano García-Page anuncia el fin del confinamiento autonómico el 9 de mayo, pero Castilla-La Mancha mantendrá el toque de queda a las 23:00 horas.

Castilla-La Mancha dejará de estar confinada de forma perimetral el próximo 10 de mayo, cuando decaiga el estado de alarma decretado en España por el presidente del Gobierno y que termina este domingo 9 de mayo.

Así lo ha anunciado el presidente de la comunidad, Emiliano García-Page, que sin embargo ha aclarado que mantendrá el toque de queda en toda Castilla-La Mancha a las 23:00 horas. Además, Page ha recordado que, independientemente de que ponga fin al confinamiento autonómico, solicitará un "paraguas constitucional" que otorgue a las comunidades un "equilibrio prudente entre medidas de restricción y la apertura hacia la vida normal".

"No se puede pasar de 100 a 0 ni de 0 a 100, hay que hacer un planteamiento de desescalada ordenado", ha dicho. Además, el presidente de Castilla-La Mancha ha defendido que no solo piensa en derrotar a la COVID-19, sino también en "los derechos y libertades de todos los españoles".

Última semana con estado de alarma

La decisión de Castilla-La Mancha se produce a solo seis días de que España abandone el estado de alarma decretado contra la pandemia.

El Gobierno sigue defendiendo que no es necesario prorrogarlo y, entretanto, las comunidades autónomas preparan medidas para mantener las restricciones contra el virus, como el toque de queda o los límites de aforos en la hostelería y en reuniones sociales.

No obstante, aunque los datos epidemiológicos han bajado en el fin de semana y la incidencia acumulada del coronavirus lleva días en descenso, lo cierto es que los expertos insisten: el fin del estado de alarma puede poner en riesgo el verano.

Publicidad