Crimen de la cabeza

La acusada de decapitar a su pareja en Castro Urdiales lo niega: "No entregué un paquete con la cabeza"

Este lunes se celebra la primera sesión del juicio del conocido como 'caso de la cabeza' con la declaración de la presunta autora de la decapitación.

Publicidad

La presunta autora de la decapitación del conocido como 'crimen de la cabeza' en 2019 ha declarado este lunes en la primera sesión del juicio. Carmen Merino ha negado los hechos y que entregara en una caja la cabeza de la que era su pareja en ese momento.

La acusada solo ha respondido a su abogado y ha explicado al jurado cómo era la relación con Jesús María, su pareja y asesinado en 2019. Sobre el tema principal de la sesión, si entregó la cabeza de su pareja a una amiga, ha negado los hechos.

"No le entregué un paquete con la cabeza de Jesús. Sí le di un paquete", ha expresado sobre este punto. De esta manera, Merino ha insistido en su versión de que lo que contenía la caja que dio a su amiga eran juguetes sexuales y ha explicado a que se los entregó por vergüenza a que la Guardia Civil los descubriera en el registro de la casa, una vez denunciada la desaparición.

"Había comprado cosas íntimas que había ido guardando, lo metí en bolsa de basura... eran juguetes sexuales. Lo metí en bolsas de basura, en un neceser, en papel de periódico y en la caja para cuando viniera", ha detallado. Después, ha asegurado que su amiga se lo guardó y que los juguetes sexuales fueron, en realidad, un regalo que se hizo a ella misma por su cumpleaños.

La intervención del abogado defensor

El abogado de la acusada ha intervenido antes que su defendida y ha pedido al jurado "precisión en la valoración de pruebas". Eduardo García Peña ha insistido en que "disparar o clavar cuchillo a alguien que está muerto ya no es asesinato" sino que "será otra cosa".

De esta manera, la estrategia de la defensa se basa en tratar de probar que Carmen Merino no mató a su pareja ante la ausencia de pruebas concluyentes. Por su parte, la Fiscalía pide para la acusada 25 años de prisión.

Publicidad