El cura de O Grove ha cometido un sorprendente error que está revolucionando el pueblo. Escribía un artículo sobre la falta de diálogo en la familia y necesitaba una foto. Le gustó una en la que una pareja se mostraba de forma distante, pero no sabía que eran dos actores porno con 500 películas a sus espaldas.

Los vecinos creen que no tiene mayor importancia, pero en sus parroquias algunos demandan más precaución en el futuro. Los más picaros se preguntan quién fue la persona que se dio cuenta del error.

"Tiene más delito el que lo supo que el que lo puso", aseguran. El párroco, de avanzada edad, dice que debe hacerse más caso a lo que pone el texto y no tanto a la imagen.