Publicidad

Día del perrito caliente

6 tipos de perritos calientes y cómo preparar un verdadero 'hot dog'

El famoso bocadillo alargado celebra hoy su día a nivel mundial y, por este motivo, te mostramos a continuación seis de los mejores tipos de perritos calientes que existen y las claves para preparar un verdadero 'hot dog'.

El perrito caliente es uno de los bocadillos más conocidos a nivel mundial. Este está compuesto de una salchicha tipo Frankfurt o vienesa introducida en un pan alargado y acompañada de alguna salsa de tomate, mostaza y cebolla. Aunque su consumo se popularizó en New York, su origen es europeo.

El 'hot dog' fue importado de Alemania y popularizado en los Estados Unidos -en concreto en Nueva York-, donde se convirtió en el alimento callejero de la clase trabajadora. El carnicero alemán Charles Feltman fue el primero en vender los perritos calientes en un carrito por las playas de Coney Island en el año 1867. Su éxito provocó que agrandara el carrito en el que dispensaba estos bocadillos y que tuviera que contratar a camareros para que lo ayudaran.

Además de las calles neoyorquinas, los campos de béisbol se convirtieron en los espacios en los que más se popularizó el consumo de los perritos calientes. Chris von der Ahe, empresario alemán afincado en Estados Unidos, fue uno de los promotores de la venta de 'hot dogs' durante los partidos del deporte nacional americano.

El origen del término perrito caliente o 'hot dog' se debe a las tiras cómicas que publicó el humorista Tad Dorgan, en 1901, en las que se podía ver a un perro salchicha entre dos panes. Estas viñetas estaban inspiradas en el vocablo 'dachshund' -utilizado para denominar a la raza canina conocida como perro salchicha-, que era el que usaba el vendedor Harry Stevens para promocionar sus 'hot dogs'.

Con el tiempo, este bocadillo de salchicha se popularizó en todo el mundo y, por eso, cada 24 de abril, se celebra el Día Mundial del Perrito Caliente. De este plato existen múltiples recetas en función de los gustos del consumidor, pero hay una que sigue siendo considerada como la original. Para preparar un verdadero 'hot dog' es necesario una salchicha Frankfurt o vienesa -frita o cocida según el gusto del comensal-, un pan alargado con un orificio en el medio para poder introducir la salchicha, media cebolla picada finamente y frita, un pimiento verde o pepinillo -dependiendo de las preferencias- cortado en trozos pequeños y frito, dos lonchas de beicon fritas y cortadas en cachos y, finalmente, añadirle por encima la salsa, originalmente ketchup y mostaza.

Partiendo de esta receta original, cada país ha ido aportando sus gustos y sus costumbres al perrito caliente y es por esto que, hoy en día, existen infinidad de recetas diferentes de 'hot dog'. A continuación te mostramos 6 tipos de perritos calientes de los más conocidos.

El completo

El perrito caliente completo consiste en un pan alargado con semillas, una salchicha Frankfurt, dos lonchas de queso, dos hojas de lechuga, un cuarto de tomate, un cuarto de cebolla morada y un cuarto de aguacate, media lima, sal, aceite de oliva y queso parmesano rallado para incorporar por encima una vez que esté todo frito.

El alemán

La receta del país que inventó el 'hot dog' consiste en un pan alargado, una salchicha Frankfurt, un pepinillo, una cebolla cortada en juliana, dos cucharadas de miel, 50 mililitros de agua para verter, mezclada con la miel, en la sartén una vez frita la cebolla, 90 gramos de chucrut, col fermentada en salmuera, ketchup y mostaza.

El hawaiano

Hawái reinventó la receta neoyorquina incorporando piña al perrito. Para hacer este plato es necesario un pan alargado, una salchicha Frankfurt, una cebolla morada cortada en láminas finas y frita junto a 150 gramos de piña en una sartén. A parte, freir 150 gramos de beicon hasta que quede crujiente y añadir al perrito ya montado tres cucharadas de mostaza.

El griego

La cocina mediterránea también se acercó al 'hot dog' incorporándole alimentos tan propios como el tomate o las aceitunas. Para hacer un perrito caliente griego hace falta un pan alargado, una salchicha Frankfurt, un limón, 112 gramos de queso feta desmenuzado, 220 gramos de tomates cherry cortados a la mitad, 112 gramos de pepino cortado en cubitos junto con los 90 gramos de aceitunas y montar todo en el pan recubriéndolo con un chorro de limçon con la salsa tzatziki -elaborada con yogur griego, eneldo, pepino, ajo, sal y pimienta-.

El Chicago

Esta receta es la más parecida a la original y contiene un pan alargado con semillas de amapola, una salchicha Frankfurt cocida, un tomate mediano, pepinillos en salmuera y una cebolla pequeña muy troceada, todo presentado en crudo en el interior del perrito y recubierto por encima de mostaza.

El saludable

Esta opción sana incorpora 'crudités' que añaden muy pocas calorías a la receta. El pan alargado y la salchicha es mejor comprarlas en un establecimiento en el que vendan alimentación artesanal, para evitar procesados. Para el relleno se puede añadir zanahoria cruda en tiras muy finas, granos de maíz, cebolla pochada con poco aceite, cuadraditos de pimiento verde y tomates cherry. Las salsas añadidas han de ser caseras para evitar añadir muchos azúcares al plato.

Publicidad