Pandemia

40 negacionistas desalojados tras el toque de queda en Barcelona

El desalojo se produjo después de una manifestación a la que asistieron unas 300 personas. La policía detuvo a un individuo por atentado a un agente de la autoridad.

Publicidad

Cataluña ha establecido una serie de restricciones con el fin de evitar la expansión de la nueva variante Ómicron: el toque de queda entre 1:00 y 6:00 horas, el cierre del ocio nocturno, la reducción de aforos al 70%, la limitación de reuniones sociales 10 personas máximo y la imposición del pasaporte covid obligatorio para hostelería, gimnasios y para visitar a familiares en residencias.

Unas medidas que han levantado mucha controversia y, sobre todo, la crispación de una parte de la población que se traducen en situaciones ocurridas como la ocurrida la pasada madrugada cuando unas cuarenta personas negacionistas, tuvieron que ser desalojadas del centro de Barcelona por transgredir el toque de queda.

Venían de una manifestación

El grupo de personas había asistido a una manifestación de unas 300 personas negacionistas, sin mascarilla y sin distancia interpersonal, que tuvo lugar desde la plaza de Catalunya hasta el Arco del Triunfo de Barcelona, donde se dio por finalizada la marcha en contra de las medidas tomadas.

Cuando los efectivos de los Mossos y de la Guardia Urbana de Barcelona pidieron a los presentes, unas 40 personas, que abandonaran la zona, cuando ya era pasada la una de la madrugada, se concentraron y se negaron a retirarse de la vía pública.

Los agentes tramitaron una decena de denuncias por quebrantamiento de las restricciones y por falta de respeto a la autoridad. Además, según informan fuentes policiales a EFE, detuvieron a una persona por atentado a un agente de la autoridad.

Publicidad